Artículo de la campaña Consejos® para los miembros y veteranos de las Fuerzas Armadas

Este artículo previamente escrito para la prensa sobre la campaña Consejos de exfumadores® está listo para ser adaptado y utilizado por periodistas, blogueros y otros miembros de los medios de comunicación, así como en los boletines de organizaciones.

Campaña de los CDC Consejos de exfumadores® transmite una nueva ronda de anuncios impactantes

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) continúan con su campaña educativa nacional acerca del tabaco —Consejos de exfumadores® (Consejos®)— con anuncios televisivos impactantes que presentan a personas de la vida real que han sufrido los daños que causa el tabaquismo. Los anuncios de la campaña, que se comenzarán a transmitir en abril del 2019, resaltan nuevamente el daño inmediato y a largo plazo causado por el tabaquismo, y alientan a los fumadores a dejar de fumar.

En los Estados Unidos, la prevalencia del consumo de cigarrillos es más alta entre los miembros de las Fuerzas Armadas que entre la población civil. Durante el periodo del 2010 al 2015, más de 1 de cada 5 (21.6 %) veteranos informaron ser fumadores corrientes de cigarrillos. En comparación, se estima que en el 2017 el 14 % (34.3 millones) de todos los adultos de los Estados Unidos eran fumadores corrientes de cigarrillos.

La campaña Consejos de los CDC presenta a dos veteranos de las Fuerzas Armadas, Brian y Mark. Brian comenzó a fumar a los 12 años. Cuando se alistó en la Fuerza Aérea a los 19 años, le costó manejar el estrés del trabajo y a menudo fumaba cigarrillos para intentar sobrellevarlo.

A los 35 años tuvo un ataque cardiaco. Recuperó sus fuerzas lentamente, pero siguió fumando. “El momento que salí del hospital, volví comenzar, fumando cigarrillos a escondidas”, dijo Brian.

En los años que siguieron, necesitó más operaciones de corazón. Al final, el médico le dijo que su corazón estaba tan dañado que necesitaría un trasplante de corazón. “Pasé de poder viajar por el mundo a estar confinado a mi casa o a visitas médicas… y todo a causa del cigarrillo”, agregó.

Brian dejó de fumar por completo en el 2009, y recibió un trasplante de corazón en el 2012. Sin embargo, el daño causado por los años de tabaquismo siguió afectando su cuerpo. En enero del 2017, le diagnosticaron cáncer de pulmón y le tuvieron que extirpar una parte del pulmón.

Mark es un participante de la campaña Consejos que se unió a la Fuerza Aérea cuando tenía 19 años. Fumó cigarrillos y usó tabaco sin humo durante dos periodos de servicio en el Golfo Pérsico. En el 2009, cuando tenía 42 años, tuvo cáncer colorrectal.

“Todo en mi vida se detuvo en seco”, dijo Mark. “Literalmente, vi el tumor en el monitor y pensé… ‘tengo cáncer. ¡Me puedo morir!’“. Pudo dejar de fumar, y ha estado libre de cáncer por más de 6 años.

Tanto Brian como Mark esperan que al compartir sus historias puedan motivar y alentar a las personas que fuman a dejar de hacerlo.

“La mayoría de los fumadores quieren dejar de fumar. No quieren sufrir ni ser una carga para sus familias”, dijo la directora de la Oficina de Tabaquismo y Salud de los CDC, Corinne Graffunder, DrPH, MPH. “Al mostrar la manera en que las enfermedades relacionadas con el tabaquismo afectan a personas de la vida real y sus familias, la campaña Consejos puede ayudar a motivar a la gente a dejar de fumar para siempre”, agregó.

Los CDC lanzaron la primera campaña Consejos en el 2012 para reducir las tasas de tabaquismo y salvar vidas. Los resultados de un estudio de los CDC publicados en la revista Preventing Chronic Disease muestran que durante el periodo 2012-2015, la campaña Consejos se asoció a más de medio millón de casos de cesación sostenida entre los fumadores adultos de los Estados Unidos, y a más de 9 millones de intentos.

Ayuda para dejar de fumar

Los veteranos que reciban atención médica a través del Departamento de Asuntos de los Veteranos de los EE. UU. (VA) pueden llamar a la línea de ayuda para dejar de fumar del VA 1-855-QUIT-VET (1-855-784-8838).

Los miembros activos y retirados de las Fuerzas Armadas y sus familias pueden tener acceso a consejería, medicamentos y líneas de apoyo para dejar de fumar, así como a otros servicios a través de la cobertura de TRICARE y programas del Departamento de Defensa. También hay ayuda en línea para dejar de fumar en www.UCanQuit2.org external icon.

Para obtener más información sobre la campaña Consejos y recursos para dejar de fumar, visite CDC.gov/consejos.

###


Descargo de responsabilidad: Es posible que en este sitio encuentre algunos enlaces que le lleven a contenido disponible sólo en inglés. Además, el contenido que se ha traducido del inglés se actualiza a menudo, lo cual puede causar la aparición temporal de algunas partes en ese idioma hasta que se termine de traducir. Llame al 1-800-CDC-INFO si tiene preguntas, cuyas respuestas no ha encontrado en este sitio. Agradecemos su paciencia.

 

 

[Los enlaces a sitios web pueden llevar a páginas en inglés o español.]

Esta página fue revisada el: 21 de febrero de 2019