La historia de James

Jamason tiene 18 años y se le diagnosticó asma cuando era bebé. Él realmente nunca había entendido bien los peligros del humo de segunda mano hasta que le provocó un ataque de asma grave. Jamason nunca fumó cigarrillos. Aun cuando sus amigos trataban de convencerlo de que fumara un cigarrillo, él les respondía: “No es bueno fumar.”

El peor ataque de Jamason ocurrió cuando tenía 16 años en un restaurante de comida rápida donde trabajaba. Estaba barriendo cerca de unos compañeros de trabajo que estaban fumando y comenzó a tener problemas para respirar. Llamó a su mamá desesperado para que lo ayudara. Ella lo encontró en el trabajo prácticamente sin aire. Estuvo hospitalizado 4 días.

La biografía de James


El papá de James era muy apreciado e influyente en la comunidad. También era fumador. Así que los intentos de James por parecerse a su padre naturalmente incluían fumar cigarrillos, y empezó a los 14 años. Pero 30 años después, el daño del cigarrillo comenzó a causarle problemas de salud y con el tiempo decidió dejarlo.

James

Ahora, a los 48, James lleva 2 años sin fumar. Cuenta que fue difícil dejar el cigarrillo, los parches y el chicle sin azúcar le ayudaron, pero su salud sigue siendo un gran incentivo. Desde que dejó de fumar, James ha podido hacer otros cambios importantes para mejorar su salud. Se convirtió en un incansable ciclista y empezó recorriendo varias millas para ir a ver a su médico en el hospital de veteranos, “…un verdadero logro para mí”. Ahora que ve a un médico más cerca de su casa, todavía hace su recorrido de 9 o 10 millas todos los días como ejercicio. También le gusta nadar y hace algún tipo de ejercicio cardiovascular todas las mañanas.

James quería participar en la campaña Consejos de exfumadores® para transmitir un mensaje a las personas que piensan que el cigarrillo no los va a afectar, simplemente porque todavía no han tenido un problema de salud relacionado con el cigarrillo. Él afirma que si fumas, deberías dejar de hacerlo.

“Quiero ayudar a gente como yo a dejar de fumar, a personas que tienen alrededor de cuarenta años. Tal vez todavía no les ha pasado nada realmente malo”, dice James. “A lo mejor tienes suerte, pero seguramente la suerte no te va a durar para siempre”.

Recursos Adicionales


Más historias relacionadas


Más historias reales de las personas que han dejado de fumar:


Descargo de responsabilidad: Es posible que en este sitio encuentre algunos enlaces que le lleven a contenido disponible sólo en inglés. Además, el contenido que se ha traducido del inglés se actualiza a menudo, lo cual puede causar la aparición temporal de algunas partes en ese idioma hasta que se termine de traducir. Llame al 1-800-CDC-INFO si tiene preguntas, cuyas respuestas no ha encontrado en este sitio. Agradecemos su paciencia.

 

 

[Los enlaces a sitios web pueden llevar a páginas en inglés o español.]

Esta página fue revisada el: 12 de marzo de 2019