Datos clave sobre las intoxicaciones alimentarias

Lo que necesita saber

  • Los síntomas de intoxicación alimentaria con frecuencia incluyen diarrea, vómitos, malestar estomacal y náuseas.
  • Cualquier persona puede contraer una intoxicación alimentaria, pero algunos grupos de personas tienen más probabilidades de enfermarse y de que su caso sea más grave.

Cada año, se estima que 1 de cada 6 personas en los Estados Unidos (o 48 millones de personas) se enferma, 128 000 son hospitalizadas y 3000 mueren a causa de enfermedades transmitidas por los alimentos.

Cuatro medidas para prevenir las intoxicaciones alimentarias

  • Limpie
    • Lávese las manos y limpie las superficies de trabajo antes, durante y después de preparar los alimentos. Los microbios pueden sobrevivir en muchos lugares alrededor de la cocina, incluidos los utensilios, las tablas de cortar, los mesones y las manos.
  • Separe
    • Separe las carnes, las aves, el pescado, los mariscos y los huevos crudos de los alimentos listos para comer. Use distintas tablas de cortar y mantenga las carnes crudas alejadas de los otros alimentos tanto en el carrito de las compras como en el refrigerador.
  • Cocine
  • Enfríe
    • Mantenga el refrigerador a menos de 40 oF. Refrigere las sobras dentro de las 2 horas de haberse cocinado (o dentro de 1 hora si la comida se expuso a temperaturas superiores a 90 oF, por ejemplo, dentro de un auto).

Algunas personas tienen mayor riesgo

Cualquier persona puede contraer una intoxicación alimentaria, pero algunos grupos de personas tienen más probabilidades de enfermarse y de que su caso sea más grave. Puede que la capacidad de esas personas de combatir los microbios y la enfermedad no sea tan eficaz. Estos grupos incluyen:

  • Niños menores de 5 años.
  • Adultos de 65 años o más.
  • Personas cuyo sistema inmunitario se ha debilitado a causa de una afección o el medicamento que se usa para tratarla, incluidas las personas con diabetes, enfermedad del hígado o los riñones, VIH/sida o cáncer.
  • Personas embarazadas.

Obtenga más información sobre por qué estos grupos tienen más probabilidades de enfermarse a causa de microbios como los de Salmonella, Campylobacter, Listeria y E. coli.

Las personas con más probabilidades de contraer una intoxicación alimentaria no deberían comer lo siguiente:

  • alimentos crudos o poco cocidos provenientes de animales (como carne de res, cerdo, pollo, pavo, huevos, pescado o mariscos);
  • germinados crudos o ligeramente cocidos;
  • leche (cruda) y jugos sin pasteurizar;
  • queso blando (como el queso fresco), a menos que la etiqueta indique que fue elaborado con leche pasteurizada.

Cinco síntomas de intoxicación alimentaria grave

Los síntomas de intoxicación alimentaria generalmente incluyen diarrea, vómitos, malestar estomacal y náuseas. Llame a su proveedor de atención médica si tiene síntomas graves como los siguientes:

  1. Diarrea y fiebre de más de 102 °F.
  2. Diarrea que no mejora, por más de tres días.
  3. Diarrea con sangre.
  4. Vómitos frecuentes que impiden retener los líquidos, lo que puede causar deshidratación.
  5. Deshidratación, que causa síntomas como sequedad de boca y garganta, mareos al ponerse de pie y producir poco o nada de orina (pis).
Especiales de los CDC sobre la seguridad de los alimentos
Familia de mamá, papá, un niño y una niña preparando comida en la cocina

Lea otros especiales sobre la seguridad de los alimentos para obtener más información sobre cómo protegerse y proteger a sus seres queridos de las intoxicaciones alimentarias.

Especiales de los CDC