Cisternas y otros sistemas de captación de agua de lluvia

En muchas regiones del mundo, se obtiene agua potable por medio de sistemas de captación (recolección) que recogen y almacenan el agua de lluvia. Incluso cuando estos sistemas hayan sido bien construidos y se utilicen correctamente, se contaminan con facilidad por microbios que pueden causar enfermedades. Algunos sistemas de suministro de agua utilizan superficies, como los techos, para captar y canalizar el agua hacia una cisterna (tanque de almacenamiento).

Las inundaciones y las lluvias torrenciales pueden llevar grandes cantidades de residuos y contaminantes a las cisternas y los sistemas de captación de agua de lluvia, y así causar contaminación del agua potable. Si las cisternas y otros sistemas similares entran en contacto con agua de inundación, se debe dar por sentado que el agua para beber está contaminada. Si le preocupa la contaminación de su fuente de agua para beber, consulte el documento Desinfección de cisternas y otros sistemas de captación de agua de lluvia. También se pueden encontrar recomendaciones sobre cómo limpiar tanques de almacenamiento de agua en la guía detallada para emergencias Limpieza y desinfección de tanques de almacenamiento de agua de la Organización Mundial de la Salud Cdc-pdf[PDF – 4 páginas].External

Si no obtiene agua de una cisterna ni de un pozo, consulte la información sobre cómo desinfectarla en  Preparación de una reserva de agua de emergencia.

IMPORTANTE: El agua que esté contaminada con combustible o sustancias químicas tóxicas no puede hacerse segura mediante la desinfección. No entre a la cisterna. Los gases y vapores pueden acumularse y crear un entorno peligroso.

  • Limpie las áreas de captación (por ejemplo, techos y canaletas) y elimine todos los escombros.
  • Elimine todos los residuos y el agua de la cisterna.
  • Refriegue el interior con un cepillo de cerda dura y una solución de 1 taza (cerca de 0.25 litros) de cloro líquido sin aroma de uso doméstico (5 a 8.25 %) mezclado con 10 galones (cerca de 38 litros) de agua.
  • Enjuague la cisterna con agua limpia y segura y luego vacíela.
  • Vuelva a llenar la cisterna con agua limpia y segura.
  1. Si la cisterna está conectada a unidades de tratamiento de agua, cierre las válvulas de esas unidades. Siga las recomendaciones del fabricante para la desinfección del sistema de tratamiento.
  2. Añada 3 tazas (un poco menos de 1 litro) de cloro líquido sin aroma de uso doméstico de 5 a 8.25 % por cada 100 galones (unos 380 litros) de agua en la cisterna de almacenamiento. Esto debería resultar en una concentración de cloro de aproximadamente 100 partes por millón (ppm) o mg/lExternal. La tabla 1, más abajo, muestra los volúmenes de capacidad de una cisterna.
  3. Si la cisterna está conectada a tuberías interiores, abra cada grifo y haga correr el agua hasta que huela cloro.
  4. Cierre todos los grifos y permita que la solución permanezca en la cisterna y en las tuberías durante al menos 12 horas.
  5. Vacíe toda el agua de la cisterna.
  6. Vuelva a llenar la cisterna con agua segura para beber.
  7. Abra cada grifo y haga correr el agua hasta que no huela cloro.
  8. Añada 1 cucharadita de cloro líquido sin aroma de uso doméstico de 5 a 8.25 % por cada 100 galones de agua en su cisterna para prevenir la proliferación microbiana.
Tabla 1. Cantidad de cloro que hay que añadir según la capacidad de la cisterna
Capacidad de la cisterna Cloro sin aroma de uso doméstico (5 a 8.25 %)
100 galones 3 tazas
200 galones 6 tazas
300 galones 9 tazas
400 galones 12 tazas
500 galones 16 tazas
Si no sabe cuál es la capacidad de la cisterna, utilice una de las siguientes fórmulas para determinar la cantidad de agua que podrá caber.

Para una cisterna rectangular:

  • Volumen (galones) = profundidad (ft) X largo (ft) X ancho (ft) X 7.5.
  • Sistema métrico: Volumen (litros) = profundidad (m) X largo (m) X ancho (m) X 1000.

Para una cisterna redonda:

  • Volumen (galones) = profundidad (ft) X [3.14 X radio al cuadrado (ft)] X 7.5.
  • Sistema métrico: Volumen (litros) = profundidad (m) X [3.14 X radio al cuadrado (m)] X 1000.

Nota: radio = mitad del diámetro de la cisterna.

Mantener la calidad del agua en las cisternas puede ser difícil. Considere la instalación de un sistema de tratamiento para mejorar la calidad y la seguridad del agua de cisterna. Comuníquese con el departamento de salud local o con un especialista en tratamiento de agua para obtener más información.

Mida el cloro residual de forma regular: los kits de prueba de cloro pueden encontrarse en la mayoría de las tiendas de suministros para piscinas. Mantenga la concentración residual de cloro libre entre 0.2 ppm y 2.0 ppm para prevenir la proliferación microbiana.