Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z de los CDC Saltar directamente al menú de navegación Saltar directamente a la página de opciones Saltar directamente al contenido del sitio

Información sobre la aspergilosis para profesionales de atención médica

Características clínicas

En hospedadores inmunodeprimidos: infección pulmonar invasiva, por lo general con fiebre, tos y dolor en el pecho. Puede que la infección se propague a otros órganos, incluido el cerebro, la piel y los huesos.

En hospedadores inmunocompetentes: infección pulmonar localizada en personas con enfermedad pulmonar subyacente, enfermedad broncopulmonar alérgica y sinusitis alérgica.

Agente etiológico

Más comúnmente, Aspergillus fumigatus y A. flavus. Las especies menos comunes incluyen A. terreus, A. nidulans, A. niger y A. versicolor. 

Reservorio

El Aspergillus está muy extendido en el medioambiente; se puede encontrar en la tierra, en materia vegetal en descomposición, en el polvo de la casa y en materiales de construcción, así como en plantas, alimentos y agua.

Transmisión

La transmisión ocurre a través de la inhalación de conidia en el aire. Es posible que las infecciones adquiridas en hospitales sean esporádicas o que estén asociadas a la exposición al polvo durante las obras de restauración o construcción de edificios. El rastreo de brotes ocasionales de infección cutánea llevó hasta dispositivos biomédicos contaminados. No está claro cuál es el periodo de incubación de la aspergilosis y probablemente varíe dependiendo de la cantidad de Aspergillus y la respuesta inmunitaria del hospedador.

El Comité Asesor de Prácticas de Control de Infecciones Asociadas a la Atención Médica (HICPAC) de los CDC ha elaborado directrices para el control de infecciones ambientales.

Diagnóstico

Por lo general, para hacer el diagnóstico definitivo de la aspergilosis se requiere un resultado positivo en un cultivo proveniente de un sitio normalmente estéril e indicios histopatológicos de infección. Otras herramientas de diagnóstico incluyen la radiología, la detección de antígenos galactomananos, la detección de beta-D-glucano y la reacción en cadena de la polimerasa (RCP).
  • Microscopía: La evaluación de muestras respiratorias después de la aplicación de tinciones especiales puede permitir la visualización de algunos componentes del Aspergillus. Estos aparecen como hifas tabicadas con ramificaciones en ángulo agudo. Sin embargo, la identificación definitiva es difícil de hacer con este método por sí solo ya que es insensible, e incluso cuando da positivo, hay varios hongos filamentosos que tienen la misma apariencia microscópica.
  • Histopatología: Importante para la documentación de la enfermedad invasiva. Al igual que en la microscopía, los Aspergillus aparecen como hifas tabicadas con ramificaciones en ángulo agudo y pueden confundirse con otros tipos de mohos filamentosos.
  • Cultivo: Se puede hacer en una variedad de muestras estériles y diversas especies de Aspergillus se presentan como tipos de moho que crecen rápidamente y que son visibles 1 a 3 días después de la incubación. El cultivo permite hacer la identificación microscópica a nivel de especies; sin embargo, este método es relativamente insensible, por lo que es posible que los pacientes con aspergilosis invasiva tengan resultados negativos.
  • Prueba de detección de antígenos galactomananos: Esta prueba detecta un polisacárido que forma parte de la pared celular de diversas especies de Aspergillus y otros hongos. La prueba de Platelia (Bio-Rad Laboratories) está aprobada por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de los Estados Unidos para usarse con muestras de suero y líquido de lavado broncoalveolar. Se han reportado falsos positivos asociados a la administración de ciertos antibióticos y también existe reactividad cruzada con otras infecciones por hongos, como aquellas causadas por diversas especies de Fusarium o Histoplasma capsulatum.
  • Prueba de detección de beta-D-glucano: Esta prueba también detecta un componente de la pared celular de diversas especies de Aspergillus, así como de otros hongos. La prueba Fungitell® ha sido aprobada por la FDA para el diagnóstico de infecciones por hongos invasivas, incluidas aquellas causadas por Aspergillus, Candida y Pneumocystis. Al igual que la prueba de detección de antígenos galactomananos, la especificidad de esta prueba se reduce a una variedad de entornos clínicos, incluida la exposición a ciertos antibióticos, la hemodiálisis y la coinfección con ciertas bacterias.
  • Reacción en cadena de la polimerasa (RCP): Algunos laboratorios ofrecen la RCP para la detección de diversas especies de Aspergillus en muestras clínicas que incluyen tejido y líquido de lavado broncoalveolar.

Tratamiento

El voriconazol es el tratamiento de primera línea para la aspergilosis invasiva. Los tratamientos alternativos incluyen formulaciones lipídicas de anfotericina, posaconazol, isavuconazol, itraconazol, caspofungina y micafungina. Se recomienda la profilaxis contra la aspergilosis durante la neutrocitopenia prolongada en los pacientes con alto riesgo de aspergilosis, los pacientes con trasplante de células madre alógenas que tengan la enfermedad de injerto contra huésped, los receptores de trasplante de pulmón y otros determinados receptores de trasplantes de órganos internos bajo ciertas condiciones.

Para ver recomendaciones detalladas sobre el tratamiento y la profilaxis, consulte las Directrices para el diagnóstico y el manejo de la aspergilosis en la práctica clínica, de la Sociedad de Enfermedades Infecciosas de los Estados Unidos.

Grupos en riesgo

Los grupos que están en riesgo de contraer aspergilosis invasiva incluyen a las personas que tienen granulocitopenia grave o prolongada, neoplasias hemáticas, los receptores de trasplantes de células madre hematopoyéticas o de órganos internos, y quienes reciben altas dosis de corticosteroides u otras terapias inmunodepresoras.

Los grupos que están en riesgo de contraer aspergilosis alérgica incluyen a las personas que tienen asma, fibrosis quística u otras enfermedades pulmonares subyacentes.

Vigilancia y datos estadísticos

La aspergilosis no es una infección de notificación obligatoria. Haga clic aquí para ver las estadísticas sobre la aspergilosis.

Áreas de investigación futura

  • Diseñar más métodos sensibles y específicos para el diagnóstico más temprano.
  • Mejorar los conocimientos relacionados con las fuentes ambientales y las vías de transmisión.
  • Mejorar la disponibilidad de los métodos de tipificación molecular avanzada para ayudar en los estudios epidemiológicos.
  • Crear un sistema de vigilancia de las infecciones por Aspergillus resistentes.

TOP