Recomendaciones para el tratamiento de la Candida auris

Adultos y niños de 2 meses de edad y mayores

Se recomienda enfáticamente consultar con un médico especialista en enfermedades infecciosas cuando se esté atendiendo a pacientes con la infección por C. auris.

Con base a datos disponibles hasta la fecha, para el tratamiento inicial de las infecciones por C. auris, se recomienda la administración de una equinocandina a una de las dosis siguientes:

Para el tratamiento inicial de las infecciones por C. auris, se recomienda la administración de una equinocandina a una de las dosis siguientes
Equinocandina Dosis para adultos Dosis para niños
Anidulafungin Dosis de inducción de 200 mg IV;
luego, 100 mg IV al día
No está aprobada para niños
Caspofungin Dosis de inducción de 70 mg IV;
luego, 50 mg IV al día
Dosis de inducción de 70mg/m2/día IV; luego 50mg/m2/día IV
(según el área de superficie en el cuerpo)
Micafungin 100 mg IV al día 2mg/kg al día IV con la opción de aumentar a 4mg/kg/día IV en niños de 40 kg

La mayoría de las cepas de C. auris halladas en los Estados Unidos han sido susceptibles a las equinocandinas, aunque se ha notificado la existencia de cepas aisladas resistentes a estos medicamentos. Debido a que parece que este organismo se vuelve resistente rápidamente, se debe vigilar de cerca si los pacientes que estén recibiendo un tratamiento antimicótico tienen una mejora clínica y se deben hacer cultivos de seguimiento y repetidas pruebas de susceptibilidad. Se han documentado tanto infecciones recurrentes como persistentes de C. auris en el torrente sanguíneo.

En el caso de que el paciente no responda clínicamente al tratamiento con equinocandinas o presente una fungemia persistente por más de 5 días, se debe considerar cambiar el tratamiento a una formulación lipídica de anfotericina B (5 mg/kg al día).

Todas las demás consideraciones para el manejo de la C. auris son similares a las de los otros tipos de infecciones por otras especies del género Candida. Para obtener más información, consulte las Directrices de práctica clínica para el manejo de la candidiasis, IDSA, 2016.External.

Neonatos y bebés menores de 2 meses de edad

El tratamiento inicial de preferencia para este grupo de edad es con anfotericina B desoxicolato 1 mg/kg al día. Si el paciente no responde a la anfotericina B desoxicolato, se podría considerar una formulación lipídica de anfotericina B de 5 mg/kg al día. En circunstancias excepcionales, en las cuales se haya descartado definitivamente la afectación del sistema nervioso central, se puede considerar el uso cauteloso de equinocandinas en las siguientes dosis:

Neonatos y bebés menores de 2 meses de edad
Equinocandina Dosis neonatal
Caspofungin 25 mg/m2/día IV
(según el área de superficie en el cuerpo)
Micafungin 10mg/kg/día IV

Todas las demás consideraciones para el manejo de la C. auris son similares a las de los otros tipos de infecciones por otras especies del género Candida. Para obtener más información, consulte las Directrices de práctica clínica para el manejo de la candidiasis, IDSA, 2016External.

Manejo de la C. auris que se haya aislado de sitios no profundos y no estériles del cuerpo (por ejemplo, orina, canal auditivo externo, heridas y muestras respiratorias)

Los CDC no recomiendan que se trate la C. auris que se haya cultivado de sitios no invasivos o estériles si no hay evidencia de infección. Similar a lo que se recomienda para otras especies del género Candida, el tratamiento se indica generalmente solo en presencia de enfermedad clínica. Sin embargo, se deben usar precauciones para el control de infecciones con todos los pacientes con C. auris, independientemente de la fuente de la muestra.