Poliomielitis: para viajeros

  • La poliomielitis, o polio, ha sido eliminada de la mayor parte del mundo. Sin embargo, sigue siendo una amenaza en algunos países.
  • Aunque anteriormente se haya vacunado contra la poliomielitis, podría necesitar una dosis única de refuerzo antes de viajar a un país en el que el riesgo de contraer esta enfermedad sea mayor.

Las personas que planeen viajar al extranjero deberían asegurarse de estar completamente vacunadas contra la poliomielitis antes de partir. Cuando visite un país de los que tienen mayor riesgo de poliomielitis, es posible que el Gobierno de ese país le exija mostrar un comprobante de vacunación contra la poliomielitis en su Certificado internacional de vacunación o profilaxis (ICVP, a veces llamado “tarjeta amarilla”) cuando salga de ese país. Hable con su proveedor de atención médica si tiene preguntas sobre este requisito. 

Vacunación para los viajeros internacionales

Niños pequeños jugando en el piso
Bebés y niños

Los CDC recomiendan que todos los bebés y niños en los Estados Unidos sean vacunados contra la poliomielitis con cuatro dosis de la vacuna IPV, administradas a los 2 meses, 4 meses, 6-18 meses y 4-6 años de edad. Los bebés y niños que viajen a zonas en las que el riesgo de contraer poliomielitis sea mayor deberían completar la serie rutinaria antes de partir.

Si un niño no puede completar la serie rutinaria antes de partir, se recomienda un calendario acelerado de la siguiente forma:

  • Primera dosis a las 6 semanas de vida o más
  • Una segunda dosis 4 semanas o más después de la primera dosis
  • Una tercera dosis 4 semanas o más después de la segunda dosis
  • Una cuarta dosis 6 meses o más después de la tercera dosis

Si no se puede completar el calendario acelerado antes de partir, las dosis restantes se deberían administrar en el país afectado, o al regresar a casa, a los intervalos recomendados en el calendario acelerado. Asimismo, los niños que completen el calendario acelerado deberían aun así recibir una dosis de la IPV a los 4 años de edad o más, siempre y cuando hayan pasado al menos 6 meses desde la dosis previa.

Mujer usando la computadora en el avión
Adultos

Los adultos que viajen a zonas con un riesgo mayor de contraer poliomielitis y que no estén vacunados, o que estén vacunados de forma incompleta o cuyo estado de vacunación sea desconocido, deberían recibir una serie de tres dosis:

  • dos dosis separadas por 1 a 2 meses, y
  • una tercera dosis 6 a 12 meses después de la segunda dosis.

Los adultos que hayan completado la serie de vacunas contra la poliomielitis cuando eran niños, y que viajen a zonas con un riesgo mayor de poliomielitis, deberían recibir una dosis única de refuerzo de la vacuna (IPV).

Para obtener más información sobre las recomendaciones acerca de la vacuna contra la poliomielitis para viajar, hable con su proveedor de atención médica o visite el sitio web Salud del viajero (Travelers’ Health): Poliomielitis.

Visite el sitio de los CDC Avisos de salud para viajeros para ver la información más actualizada sobre la poliomielitis en todo el mundo y qué medidas especiales tiene que tomar para protegerse o proteger a un ser querido de la poliomielitis mientras esté viajando.

Nota: Los enlaces a sitos web pueden llevar a páginas en inglés o español.

Esta página fue revisada: el 28 de septiembre del 2021
Fuente del contenido: Global Immunization