Las visitas al mar, los lagos y los ríos

exclamation circle solid icon

Visitar las playas, los lagos y los ríos es una buena manera de estar físicamente activos y de mantener la mente y el cuerpo sanos. Sin embargo, es importante conocer y seguir las recomendaciones de los CDC sobre cómo protegerse y proteger a los demás del COVID-19 al visitar estas y otras áreas recreativas al aire libre.

Las visitas al mar, los lagos y los ríos

Pasar tiempo en cuerpos de agua naturales, como el mar, los lagos y los ríos, es una gran manera de disfrutar al aire libre con familiares y amigos. Aunque esto puede ayudarlo a mantenerse activo, es importante saber que el agua en la que nadamos, jugamos, caminamos y nos relajamos también puede propagar microbios y hacer que usted, y sus seres queridos, se enfermen.

Los microbios que se encuentran en el agua y la arena (área para nadar) con frecuencia provienen de la caca de seres humanos o animales. Una forma en la que los microbios pueden ser arrastrados a las áreas para nadar es mediante lluvias intensas. El agua de las lluvias intensas recoge todo lo que entre en contacto con ella (por ejemplo, la caca de donde vivan animales) y puede drenarse en las áreas para nadar. Estos microbios también pueden provenir de la defecación de seres humanos o de animales en el agua o cerca de ella.

Si la traga, el agua contaminada con estos microbios puede enfermarlo. También puede causar una infección si usted entra al agua con un corte o una herida abiertos (especialmente debido a una operación o perforación).

Tomar unas cuantas medidas simples cuando visite mares, lagos, ríos y otros cuerpos de agua naturales puede ayudar a proteger a todas las personas de estos microbios.

Infórmese antes de ir

  • Antes de ir, consulte en línea para averiguar si el área para nadar está actualmente monitoreada, está bajo advertencia o ha sido cerrada por razones de salud o seguridad. Esto es especialmente importante después de una lluvia intensa.
  • Si la capacidad de su cuerpo para combatir microbios ya está afectada por otros problemas de salud o medicamentos, consulte a su proveedor de atención médica antes de nadar en mares, lagos, ríos y otros cuerpos de agua naturales.
Infórmese antes de ir

No entre al agua en los siguientes casos

  • Si hay carteles que dicen que el área para nadar está cerrada.
    • Esto puede deberse a la presencia de altos niveles de microbios en el agua, por lo que no es segura para nadar.
  • Si el agua parece más turbia de lo usual, cambió de color o huele mal, no entre en ella. El agua turbia puede ser una advertencia de que en el agua hay más microbios de lo normal. El agua que cambió de color o huele mal podría indicar que en el agua hay proliferación de algas nocivas (HAB, por sus siglas en inglés).
    • La lluvia intensa recoge todo lo que entre en contacto con ella (por ejemplo, la caca de seres humanos o animales). El agua de la lluvia puede drenarse en el área para nadar, enturbiando más el agua.
    • La proliferación de algas nocivas en el agua puede enfermar a los seres humanos y a los animales.
  • Si ve tuberías que drenen en el agua o alrededor de ella.
    • El agua en las tuberías puede recoger la caca de seres humanos o animales y llevar los microbios al área para nadar, especialmente después de lluvias intensas o lluvias que caigan después de largos periodos de sequía.
  • Si está enfermo con diarrea.
    • Los microbios en la diarrea pueden entrar al agua y enfermar a otros nadadores si tragan el agua contaminada.
  • Si tiene un corte o una herida abiertos (especialmente debido a una operación o perforación). Si entra al agua mientras un corte o una herida todavía se están curando, use una curita o un vendaje a prueba de agua para cubrirlos completamente.
    • Los microbios en el agua pueden entrar en cortes o heridas abiertos y causar infecciones.
Arroyos y riachuelos

Los arroyos y riachuelos frecuencia contienen microbios dañinos, y es posible que no sean monitoreados con respecto a la calidad del agua. Nadar o jugar en arroyos y riachuelos puede ponerlo en riesgo de contraer una enfermedad o infección transmitida por el agua.

Una vez que esté en el área para nadar

  • No trague el agua.
    • El agua puede contener microbios que pueden enfermarlo si los traga.
  • No deje que la arena entre a su boca ni la de sus hijos.
    • La arena puede contener microbios que pueden enfermarlo si los traga.
  • No haga caca en el agua.
    • Los microbios en la caca pueden enfermar a otras personas.
  • Una vez por hora, todos deben salir FUERA del agua, para mantener la caca y el pis fuera del agua.
    • Lleve a los niños al baño con frecuencia.
    • Revise los pañales. Si fuera necesario, cámbielos en un baño o un área para cambiar pañales, para mantener los microbios lejos del agua y de la arena.
  • Lávese las manos por 20 segundos antes de consumir alimentos, especialmente si ha estado jugando en la arena o tocándola.
    • Si no cuenta con agua ni jabón, use un desinfectante de manos que contenga al menos un 60 % de alcohol. Es posible que el desinfectante de manos no sea tan eficaz cuando las manos estén visiblemente sucias o grasosas; quitarse la arena de las manos antes de usarlo podría ser útil.
Una vez que esté en el área para nadar

Más información