Suplemento sobre la supervivencia al cáncer

La División de Prevención y Control del Cáncer de los CDC patrocinó un suplemento especial en la revista American Journal of Preventive Medicine, titulado Abordar la supervivencia al cáncer a través de investigación, vigilancia y programas de salud pública. En los Estados Unidos hay aproximadamente 14.5 millones de hombres, mujeres y niños viviendo después de haber recibido un diagnóstico de cáncer. Los sobrevivientes de cáncer frecuentemente deben afrontar desafíos físicos, emocionales, sociales y financieros debido al diagnóstico y tratamiento de la enfermedad. La comunidad de salud pública desempeña un papel esencial en abordar sus necesidades. Las intervenciones de salud pública pueden reducir la recurrencia del cáncer, la aparición de un segundo cáncer y los efectos secundarios o consecuencias del tratamiento, lo cual mejora la calidad de vida de los sobrevivientes.

Esta colección de artículos amplía la literatura científica existente sobre la supervivencia al cáncer al ofrecer nuevos hallazgos de investigaciones, información sobre vigilancia y actividades programáticas y un resumen general de otros trabajos realizados por los CDC y sus socios en la década pasada para identificar y abordar las necesidades de los sobrevivientes de cáncer.

Mensajes clave

El Modelo de acción de la salud pública para la supervivencia al cáncer puede ayudar a los interesados a lograr mejores resultados para los sobrevivientes.

  • El modelo sirve de guía para los esfuerzos de los sobrevivientes de cáncer y sus familias, las organizaciones de salud, los representantes y programadores de la comunidad, los formuladores de políticas y otros.
  • El modelo proporciona un marco para alcanzar los objetivos de Personas Saludables 2020 de aumentar el porcentaje de sobrevivientes que viven cinco años o más después de recibir el diagnóstico, y de mejorar la salud física y mental de los sobrevivientes.
  • Para alcanzar estos objetivos, debemos mejorar el bienestar físico, social, emocional y financieros de los sobrevivientes.
  • Las organizaciones de salud pública cumplen un importante rol en la creación de enfoques a distintos niveles, desde intervenciones para sobrevivientes hasta cambios en las políticas de los sistemas de salud, a fin de mejorar la salud y calidad de vida en general de los sobrevivientes de cáncer y sus familias.

El modelo de acción de la salud pública para la supervivencia al cáncer se basa en principios fundamentales de cambios de comportamiento, diseminación e implementación, y evaluación. Funciona a cinco niveles: tanto a nivel personal (cada sobreviviente) como a nivel interpersonal, organizacional, comunitario y de políticas. Las palancas incluyen acceso a atención médica y servicios de alta calidad; vigilancia e investigación aplicada; programas, políticas e infraestructura; y comunicación, educación y capacitación. Sus impulsores son colaboradores, se basan en la evidencia, son culturalmente conscientes e innovadores. La meta es alcanzar los objetivos de Personas Saludables 2020 en cuanto a la salud física y mental de los sobrevivientes de cáncer y la proporción de sobrevivientes que viven cinco años o más tras el diagnóstico.

El acceso a atención médica es un tema importante para los sobrevivientes de cáncer.

  • No todos los sobrevivientes tienen el mismo acceso a atención médica. Las organizaciones de salud pública pueden ayudar a proporcionar el acceso igualitario entre los sobrevivientes a importantes servicios.
  • Los sobrevivientes de cáncer podrían afrontar costos médicos de bolsillo más altos que las personas que nunca han tenido un diagnóstico de cáncer. Estos costos adicionales podrían prevenir o retrasar el acceso a atención médica importante, incluso a pruebas de detección de cáncer.

Los sobrevivientes de cáncer de mama necesitan más apoyo con problemas de memoria, razonamiento y atención.

Muchos sobrevivientes de cáncer de mama (60 %) reportan preocupaciones con la memoria, el razonamiento y la atención después del tratamiento, pero pocos hablan con sus médicos sobre sus necesidades y preocupaciones, y aún menos reciben atención para abordar sus preocupaciones.

A los sobrevivientes de cáncer colorrectal se les debe advertir que limiten el consumo de alcohol.

La mayoría de los sobrevivientes de cáncer colorrectal siguen recomendaciones alimentarias de elegir alimentos bajos en grasa, pero a pocos se les ha dicho que limiten el consumo de alcohol. La mayoría siente apoyo por parte de su familia para comer frutas y verduras, pero la mitad no siente apoyo para limitar el consumo de alcohol.

La actividad física puede mejorar la calidad de vida de los sobrevivientes de cáncer colorrectal.

Los sobrevivientes de cáncer colorrectal que hacen ejercicio podrían tener mejor salud física y una mejor calidad de vida en general. La mayor oportunidad para mejorar estaba en la salud mental, lo cual podría indicar una mayor necesidad de hacer evaluaciones rutinarias para detectar aflicción emocional y sicológica.

La vigilancia y la investigación son importantes para mejorar la atención para los sobrevivientes de cáncer.

El Programa Nacional de Registros de Cáncer de los CDC recoge datos sobre el diagnóstico y el tratamiento del cáncer. Estos datos pueden ayudar a los pacientes y a sus médicos.

Hay ejemplos de intervenciones eficaces de salud pública para apoyar a los sobrevivientes de cáncer.

  • Los programas integrales para el control del cáncer que reciben apoyo de los CDC en Nuevo México, Carolina del Sur, Vermont, Washington y de la reserva Fond Du Lac Band de Lake Superior Chippewa usan actividades basadas en la evidencia para apoyar a las poblaciones específicas de sobrevivientes de cáncer.
  • Para abordar la falta de información específica para sobrevivientes de cáncer de mama afroamericanos, los investigadores de salud pública crearon el programa Iniciativa Hermanas Jóvenes: Una Guía para estar Mejor. Este recurso en línea proporciona información sobre temas sociales, emocionales y de salud reproductiva para las mujeres que han recibido un diagnóstico de cáncer de mama y están en tratamiento o recibiendo atención médica de seguimiento.
Esta página fue revisada el: 13 de agosto de 2018