Las 4 cosas principales que deben saber los padres sobre el sarampión

El sarampión es muy contagioso y puede ser grave. Un niño no vacunado puede contraer el sarampión cuando esté haciendo un viaje internacional o incluso en los Estados Unidos. Dos dosis de la vacuna MMR brindan la mejor protección contra el sarampión para su hijo.

Tal vez haya escuchado mucha información sobre el sarampión últimamente. Y todas estas noticias en la televisión, los medios sociales, la Internet, los periódicos y las revistas pueden hacerle preguntarse qué información en realidad debe saber usted como padre sobre esta enfermedad. Los CDC han recopilado una lista de los datos más importantes sobre el sarampión para informar a padres como usted.

Illustration of baby with measles

1. El sarampión puede ser grave.

Algunas personas piensan que el sarampión es simplemente un sarpullido y fiebre leves que desaparecen en unos pocos días, pero el sarampión puede causar complicaciones de salud graves, especialmente en niños menores de 5 años. No hay forma de saber con anticipación la gravedad de los síntomas que presentará su hijo.

  • Cerca de 1 de cada 5 personas en los Estados Unidos que contraen el sarampión será hospitalizada.
  • 1 de cada 1000 personas con sarampión presentará inflamación del cerebro, lo cual puede causar daño cerebral.
  • De 1 a 3 de cada 1000 personas con sarampión morirán, aun cuando reciban la mejor atención

Algunos de los síntomas más comunes del sarampión son:

  • Fiebre alta (puede subir hasta más de 104 °F),
  • tos,
  • moqueo (coriza o rinitis aguda),
  • ojos enrojecidos y llorosos (conjuntivitis), y
  • sarpullido (que aparece 3 a 5 días después de que empiezan los síntomas).

Página relacionada: Signos y síntomas del sarampión

people icon

2. El sarampión es muy contagioso.

El sarampión se propaga por el aire cuando una persona infectada tose o estornuda. Es tan contagioso que, si alguien tiene la enfermedad, 9 de cada 10 personas a su alrededor también se infectarán si no cuentan con protección. Su hijo puede contraer el sarampión simplemente al estar en una habitación en la que haya estado alguien con esta enfermedad, incluso 2 horas después de que esa persona se haya ido del lugar. Una persona infectada puede contagiar el sarampión a los demás aun antes de saber que tiene la enfermedad, desde cuatro días antes de que presente el sarpullido del sarampión hasta cuatro días después.

Página relacionada: Transmisión

children icon

3. Su hijo todavía puede contraer el sarampión en los Estados Unidos.

En el 2000, se declaró que el sarampión fue eliminado de los Estados Unidos, gracias a un programa de vacunación muy eficaz. Que se haya eliminado significa que la enfermedad ya no se encuentra en forma constante en el país. Sin embargo, el sarampión todavía es común en muchas partes del mundo. Se estima que cada año, en todo el mundo, 10 millones de personas contraen el sarampión y alrededor de 110 000 de ellas mueren a causa de esta enfermedad.

Aunque su familia no viaje internacionalmente, usted puede entrar en contacto con el sarampión en cualquier lugar de su comunidad. Cada año, el sarampión entra a los Estados Unidos por medio de viajeros que no están vacunados (principalmente personas que viven en los EE. UU. y a veces visitantes extranjeros) que se contagian cuando están en otros países. Todas las personas que no están protegidas contra el sarampión están en riesgo.

Página relacionada: Planifique su viaje

pregnant woman icon

4. Usted tiene el poder de proteger a su hijo contra el sarampión con una vacuna segura y eficaz.

La mejor protección contra el sarampión es la vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola (MMR o triple vírica). La vacuna MMR brinda una protección duradera contra todas las cepas del sarampión.

Para obtener la mayor protección, su hijo necesita recibir dos dosis de la vacuna MMR a las siguientes edades:

  • la primera dosis entre los 12 y 15 meses, y
  • la segunda dosis entre los 4 y 6 años.

Si su familia va a viajar al exterior, las recomendaciones de aplicación de la vacuna son un poco diferentes:

  • Si su bebé tiene entre 6 y 11 meses de edad, debe recibir 1 dosis de la vacuna MMR antes de viajar.
  • Si su hijo tiene 12 meses o más, necesitará 2 dosis de la vacuna MMR (separadas por al menos 28 días) antes de viajar.

Página relacionada: La vacuna contra el sarampión

Vea esta Página en:pdf icon PDF [191K]
Esta página fue revisada el: 14 de agosto de 2019