Este sitio web está archivado con fines históricos y ya no se le hace mantenimiento ni actualizaciones.

Mortalidad por choques automovilísticos

¿Cuál es la situación en los Estados Unidos?

Información general

Para los Estados Unidos, la reducción en las tasas de mortalidad por choques automovilísticos fue uno de los grandes logros de la salud pública del siglo XX. Sin embargo, cada año mueren más de 32 000 personas y 2 millones sufren lesiones por choques automovilísticos. En el 2013, la tasa de mortalidad por choques en los Estados Unidos fue más que el doble del promedio de otros países de altos ingresos. En los Estados Unidos, el uso del cinturón de seguridad en los asientos delanteros fue más bajo que en la mayoría de los países comparados. Una de cada 3 muertes en los Estados Unidos estuvo relacionada con la conducción en estado de ebriedad y casi 1 de cada 3, con el exceso de velocidad. Las tasas más bajas de mortalidad en otros países de altos ingresos y el alto porcentaje de factores de riesgo en los Estados Unidos sugieren que podemos mejorar más en reducir la mortalidad por choques.

Los conductores y los pasajeros pueden:

  • Usar el cinturón de seguridad en cada asiento, en cada viaje, sin importar lo corto que sea.
  • Asegurarse de que los niños estén adecuadamente sujetados en el asiento trasero del automóvil, ya sea en su asiento de seguridad o elevado, o con el cinturón de seguridad, según sea lo apropiado para su edad, estatura y peso.
  • Elegir no conducir si están bajo los efectos de alcohol o drogas, y ayudar a que los demás tampoco lo hagan.
  • Respetar los límites de velocidad.
  • No distraerse al manejar (como usar el teléfono celular o enviar mensajes de texto).

 Ir arriba

Descargar hoja infomativa

Semáforo rojo

Cerca de 90 personas mueren cada día en los EE. UU. por choques; esta es la tasa más alta de mortalidad entre los países comparados.*

La mortalidad por choques en los EE. UU. se redujo 31 % en comparación con el promedio de 56 % en 19 otros países de altos ingresos* en el periodo 2000-2013.

Más de 18 000 vidas se podrían salvar cada año si la tasa de mortalidad por choques en los EE. UU. fuera igual a la tasa promedio de otros 19 países de altos ingresos*.

*Alemania, Australia, Austria, Bélgica, Canadá, Dinamarca, Eslovenia, España, Finlandia, Francia, Holanda, Irlanda, Israel, Japón, Noruega, Nueva Zelandia, Reino Unido, Suecia y Suiza.

Problema

Las tasas de mortalidad por choques automovilísticos en los EE. UU. siguen siendo muy altas.

En el 2013 hubo más de 32 000 muertes por choques en los Estados Unidos. Estas muertes costaron más de 380 millones de dólares en costos médicos directos.

Principales factores de riesgo de muerte por choque en los Estados Unidos:
  • No usar el cinturón de seguridad, ni asientos de seguridad o asientos elevados contribuyó a más de 9500 muertes por choques.
  • Conducir en estado de ebriedad contribuyó a más de 10 000 muertes por choques.
  • Exceder el límite de velocidad contribuyó a más de 9500 muertes por choques.

Reducir los principales factores de riesgo podría salvar miles de vidas y cientos de millones de dólares en costos médicos directos cada año.

Los cinturones de seguridad salvaron más de 12 500 vidas en los Estados Unidos en el 2013, sin embargo:
  • En los Estados Unidos el uso del cinturón de seguridad tanto en el asiento delantero como en el trasero fue más bajo que el promedio, en comparación con otros países de altos ingresos.
  • Aproximadamente la mitad de los conductores o pasajeros que murieron en choques en los Estados Unidos no tenían abrochado el cinturón de seguridad.
Algunas medidas de comprobada eficacia de países de altos ingresos con mejores resultados.

Aun cuando se tuvo en cuenta el tamaño de la población, la cantidad de millas recorridas y la cantidad de vehículos registrados, los Estados Unidos tuvo de manera constante malos resultados en cuanto a la mortalidad por choques en comparación con otros países de altos ingresos. Algunos de los países con mejores resultados:

  • Tienen políticas que están alineadas con mejores prácticas, incluidas las que abordan:
    • La aplicación primaria de las leyes sobre el uso de cinturones de seguridad que cubren a todas las personas en el automóvil.
      • Los oficiales de la policía pueden detener a los vehículos y poner multas por cualquiera de las personas que no tenga puesto el cinturón de seguridad.
    • La exigencia de que todos los niños usen asientos de seguridad o asientos elevados hasta los 9 años cumplidos como mínimo.
    • Los niveles de concentración de alcohol en la sangre (BAC, por sus siglas en inglés).
      • Los Estados Unidos, Canadá y el Reino Unido definen conducción en estado de ebriedad a conducir con niveles de BAC de 0.08 % o superiores; todos los demás países comparados usan niveles de BAC más bajos (0.02-0.05 %).
  • Usan tecnologías e ingeniería de avanzada, como:
    • Dispositivos de control de encendido para todas las personas que hayan sido declaradas culpables de conducir en estado de ebriedad.
      • Este dispositivo impide que el vehículo se encienda a menos que el conductor tenga un BAC inferior al límite prestablecido.
    • Aplicación automatizada, por ejemplo, uso de cámaras de fotomulta por no respetar los límites de velocidad o los semáforos en rojo.
    • Mejoras en la seguridad de los vehículos y la infraestructura del transporte.
  • Implementan medidas de eficacia comprobada como:
    • Mayor uso de puntos de control de sobriedad anunciados.
    • Mantener y aplicar la ley sobre la edad mínima para consumir alcohol.

Gráfica de barras que muestra el uso del cinturón de seguridad en los EE. UU. y en determinados países de altos ingresos.

Ver infografía completa y la descripción del texto

 Ir arriba

¿Qué se puede hacer?

El gobierno federal hace lo siguiente:

Los conductores y los pasajeros pueden:

  • Usar el cinturón de seguridad en cada asiento, en cada viaje, sin importar lo corto que sea.
  • Asegurarse de que los niños estén adecuadamente sujetados en el asiento trasero del automóvil, ya sea en su asiento de seguridad o elevado, o con el cinturón de seguridad, según sea lo apropiado para su edad, estatura y peso.
  • Elegir no conducir si están bajo los efectos de alcohol o drogas, y ayudar a que los demás tampoco lo hagan.
  • Respetar los límites de velocidad.
  • No distraerse al manejar (como usar el teléfono celular o enviar mensajes de texto).

Los estados pueden:

Los proveedores de atención médica pueden:

  • Dar a sus pacientes recursos de seguridad automovilística y recordarles lo importante que es usar el cinturón de seguridad en cada viaje.
  • Aconsejar a los padres o cuidadores de niños sobre el uso en cada viaje de asientos de seguridad o elevados, o del cinturón de seguridad, según la edad y estatura del niño.
    www.cdc.gov/Motorvehiclesafety/Child_Passenger_Safety
  • Hablar con sus pacientes sobre el peligro de conducir bajo los efectos de sustancias, y ayudarlos a identificar las opciones de consejería según sea necesario.
  • Proporcionar a los padres o cuidadores de adolescentes recursos sobre la seguridad de los conductores adolescentes.
    www.cdc.gov/parentsarethekey/index-esp

 Ir arriba

Recursos adicionales

Missing Content

Esta página fue revisada el: 6 de julio de 2016