Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z de los CDC Saltar directamente al menú de navegación Saltar directamente a la página de opciones Saltar directamente al contenido del sitio

Vacúnese contra la tosferina durante su embarazo

Foto de una mujer embarazada que con las manos está formando un corazón sobre su vientre

Es importante que las mujeres reciban la vacuna contra la tosferina en el tercer trimestre de cada embarazo. Recibir una vacuna es la mejor manera de prevenir esta enfermedad. Existen dos vacunas contra la tosferina. Ambas vacunas combinan la protección contra la tosferina, el tétanos y la difteria, pero son para distintos grupos de edad:

  • Tdap: para cualquier persona a partir de los 11 años, incluidas las mujeres embarazadas.
  • DTaP: para bebés de 2 meses hasta niños de 6 años.

Usted necesita ponerse la vacuna contra la tosferina en cada uno de sus embarazos

El mejor momento para recibir la vacuna es entre las semanas 27 y 36 del embarazo.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) ahora recomiendan que las mujeres embarazadas reciban la vacuna contra la tosferina para adolescentes y adultos (llamada Tdap) durante el tercer trimestre de cada embarazo. Esto remplaza la recomendación original que indicaba que las mujeres embarazadas debían ponerse la vacuna solo si no la habían recibido en el pasado.

La nueva recomendación es respaldada por el Colegio Estadounidense de Obstetras y Ginecólogos (en inglés) y el Colegio Estadounidense del Personal de Enfermería y Enfermeras Matronas (en inglés).

Inicio de la página

Usted debe vacunarse contra la tosferina mientras esté embarazada para pasarle la protección a su bebé

Después de que reciba la vacuna contra la tosferina, su organismo creará anticuerpos protectores (proteínas producidas por el cuerpo para luchar contra las enfermedades) y le pasará algunos de ellos a su bebé antes del nacimiento. Los anticuerpos protectores alcanzan su punto máximo alrededor de 2 semanas después de recibir la vacuna. Estos anticuerpos le proporcionan a su bebé algo de protección a corto plazo contra la tosferina temprano en su vida. Estos anticuerpos también pueden proteger a su bebé de algunas de las complicaciones más graves que conlleva la tosferina.

La cantidad de anticuerpos contra la tosferina en el cuerpo disminuye con el tiempo. Cuando usted recibe la vacuna durante un embarazo, sus niveles de anticuerpos no se mantendrán lo suficientemente altos para proporcionar suficiente protección en futuros embarazos. Es importante que reciba la vacuna contra la tosferina en cada embarazo para que cada uno de sus bebés reciba los anticuerpos protectores suyos y la mejor protección posible contra esta enfermedad.

Inicio de la página

Recibir la vacuna contra la tosferina mientras esté embarazada es mejor que recibirla después de dar a luz

Vacunarse contra la tosferina durante el embarazo es ideal para que su bebé tenga protección a corto plazo en cuanto nazca. Esta protección temprana es importante debido a que su bebé no comenzará a recibir sus vacunas contra la tosferina hasta que tenga dos meses. En estos primeros pocos meses de vida es cuando su bebé presenta el mayor riesgo de contraer tosferina y tener complicaciones graves y potencialmente mortales por la infección. Para evitar esta brecha en la protección es mejor recibir la vacuna contra la tosferina durante el embarazo para que le pueda pasar esa protección a su bebé antes de que nazca. Para seguir protegiéndolo, su bebé debe comenzar a recibir las vacunas contra la tosferina a partir de los 2 meses.

Aproximadamente entre el 30 y el 40 % de los bebés que contraen la tosferina se contagian de la madre.*

*Cuando la fuente fue identificada.

Sin embargo, si nunca ha recibido la vacuna Tdap y no se ha vacunado durante el embarazo, asegúrese de vacunarse inmediatamente después de dar a luz y antes de salir del hospital o de la clínica de maternidad. Su cuerpo tardará aproximadamente 2 semanas para desarrollar protección (anticuerpos) después de la vacuna. Una vez que tenga protección por la vacuna, usted tendrá menos probabilidad de pasarle la tosferina a su recién nacido mientras lo cuide. Pero recuerde que su bebé aún tendrá el riesgo de contraer la tosferina de otras personas.

Los profesionales de salud pública esperan que si las madres reciben la vacuna contra la tosferina durante el embarazo, en vez de recibirla después del parto, se prevendrá que más bebés terminen hospitalizados y mueran de esta enfermedad.

Las pruebas de sangre no pueden indicar si necesita una vacuna contra la tosferina

No hay pruebas de sangre que puedan indicar si tiene suficientes anticuerpos en su organismo para protegerse o proteger a su bebé contra la tosferina. Incluso si ha tenido tosferina en el pasado o si ha recibido la vacuna anteriormente debe aún vacunarse durante cada embarazo.

Al amamantar podría pasarle algunos anticuerpos protectores a su bebé

Al amamantar, usted puede pasarle a su bebé algunos anticuerpos que haya desarrollado como respuesta a la vacuna. Si recibe la vacuna contra la tosferina durante el embarazo, usted tendrá anticuerpos en la leche materna que podrá compartir con su bebé tan pronto como baje su leche. Sin embargo, su bebé no recibirá los anticuerpos protectores inmediatamente si espera a ponerse la vacuna contra esta afección después del parto. Esto se debe a que se tarda alrededor de dos semanas para que su cuerpo crea anticuerpos. Aprenda más sobre los beneficios para la salud de la lactancia materna (en inglés).

Inicio de la página

Páginas relacionadas

TOP