Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z de los CDC Saltar directamente al menú de navegación Saltar directamente a la página de opciones Saltar directamente al contenido del sitio

Respuesta de salud pública al cambio climático

Planeta TierraEl cambio climático pone en peligro la salud de los seres humanos. Averigüe qué están haciendo los CDC para la prevención y adaptación a los posibles efectos del cambio climático en la salud.

Las consecuencias ambientales del cambio climático se están produciendo en la actualidad y se prevé que aumentarán en el futuro. Los signos de que el clima está cambiando incluyen:

  • elevación en el nivel del mar,
  • cambios en las precipitaciones que resultan en inundaciones y sequías,
  • olas de calor,
  • huracanes y tormentas más fuertes, y
  • mala calidad del aire.

Estos cambios climáticos tendrán efectos en la salud de los seres humanos tanto directa como indirectamente.

Manejar los efectos del cambio climático en la salud es un desafío. El tema es amplio y complejo. El programa del Clima y la Salud de los CDC trabaja en la prevención y la adaptación a los posibles efectos del cambio climático en la salud. El programa identifica a las poblaciones más vulnerables a estos efectos, predice las tendencias en el futuro, crea sistemas para detectar y responder a las amenazas emergentes para la salud, y diseña programas para manejar los riesgos presentes y futuros en la salud. Los fondos para el cambio climático de los CDC representan la única inversión del gobierno de los Estados Unidos en la preparación del país para anticipar y adaptarse a los efectos en la salud relacionados con los cambios climáticos.

Los CDC financian la iniciativa Ciudades y Estados Preparados para el Clima (Climate-Ready States and Cities) a fin de fortalecer la capacidades de las agencias de salud locales y estatales para manejar las dificultades que se derivan del cambio climático. Mediante el financiamiento y apoyo técnico de los CDC, los departamentos de salud de dieciséis estados y dos ciudades están usando métodos avanzados para abordar los efectos que el cambio climático tiene en la salud. En calidad de agencia de salud pública líder del país, los CDC están usando su experiencia en prevención para ayudar a los departamentos de salud de estas ciudades y estados a investigar, prepararse y responder a los efectos del cambio climático en la salud.

Ilustración: Mapa de iniciativa Ciudades y Estados Preparados para el Clima de los CDC (Climate-Ready States and Cities). Estados y ciudades actualmente financiados incluyen Arizona, California, Florida, Illinois, Maine, Maryland, Massachussetts, Michigan, Minnesota, New Hampshire, New York, New York City, North Carolina, Oregon, Rhode Island, San Francisco, Vermont y Wisconsin. Ilustración: Mapa de iniciativa Ciudades y Estados Preparados para el Clima de los CDC (Climate-Ready States and Cities). Estados y ciudades actualmente financiados incluyen Arizona, California, Florida, Illinois, Maine, Maryland, Massachussetts, Michigan, Minnesota, New Hampshire, New York, New York City, North Carolina, Oregon, Rhode Island, San Francisco, Vermont y Wisconsin.

Otro programa financiado por los CDC involucra a observadores del cambio climático en Alaska. En las últimas décadas, Alaska se ha calentado dos veces más rápido que el resto del país. Docenas de nativos de Alaska se han convertido en parte de un sistema de vigilancia centinela que fue creado por el Instituto de Estudios de Salud Circumpolares (Institute for Circumpolar Health Studies) de la Universidad de Alaska Anchorage. Ellos documentan los cambios en el tiempo, las cosechas, y en la seguridad de los alimentos y el agua. También registran los cambios en la salud, como la intoxicación de mariscos debido a la floración de algas nocivas o "marea roja". Además, se está capacitando a los aldeanos de Alaska para que recojan datos sobre la temperatura y las precipitaciones en ocho comunidades. En las aldeas aisladas, algunos de los efectos del cambio climático podrían haber pasado desapercibidos para el mundo científico, pero este estudio podría ayudar a cerrar las brechas.

Los CDC también han desarrollado un kit de herramientas para la comunicación en situaciones de calor extremo. Se prevé que uno de los resultados del cambio climático sean las olas de calor que serán cada vez más intensas y frecuentes, particularmente en las regiones del Norte. Este kit de herramientas tiene el propósito de proporcionar información para personas mayores, personas con afecciones crónicas, niños, personas sin hogar o pobres, personas que trabajan a la intemperie y atletas que estén en riesgo de enfermedades por calor. Infórmese más sobre cómo protegerse de las enfermedades por calor.

Para obtener más información sobre las actividades de los CDC sobre el clima y la salud, visite www.cdc.gov/climateandhealth.*

* Los enlaces a sitios web pueden llevar a páginas en inglés o español.

Ir Arriba