Signos y síntomas

Ampolla en la boca de niño pequeño

Ampolla en boca de niño pequeño
(Image ©Mediscan)

La enfermedad de manos, pies y boca es una enfermedad viral común que usualmente afecta a los bebés y a los niños menores de 5 años. Sin embargo, a veces, puede afectar a niños de mayor edad y a los adultos. Los primeros síntomas suelen ser:

  • Fiebre
  • Pérdida del apetito
  • Dolor de garganta
  • Sensación de malestar

Uno o dos días después de que haya comenzado la fiebre, pueden producirse llagas dolorosas en la boca (herpangina). Estas llagas suelen comenzar como puntitos rojos, frecuentemente en la parte de atrás de la boca, que luego se convierten en ampollas, y pueden volverse dolorosas.

También puede aparecer un sarpullido en la palma de las manos y planta de los pies, que en el transcurso de uno o dos días se convierte en manchitas rojas chatas, a veces, con ampollas. El sarpullido también puede aparecer en las rodillas, los codos, las nalgas o el área genital.

Algunas personas, especialmente los niños pequeños, se pueden deshidratar si tienen ampollas dolorosas que no les permiten tragar suficientes líquidos. En estos casos, se debe buscar atención médica.

No todas las personas tendrán todos estos síntomas. Algunas, especialmente los adultos, podrían infectarse y no mostrar ningún síntoma; aún así, pueden transmitir el virus a otras personas.

La mayoría de las personas que contraen la enfermedad de manos, pies y boca tendrá un caso leve o no presentará ningún síntoma en absoluto. Sin embargo, una pequeña proporción de los casos puede ser más grave.

 Top of Page

Esta página fue revisada el: 22 de diciembre de 2017