Salte directo a la búsqueda Salte directo al listado de A-Z Salte directo a la navegación Salte directo al contenido Salte directo a las opciones de la página
Página principal

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Los investigadores han identificado varios factores de riesgo que pueden aumentar las posibilidades de contraer cáncer de pulmón.

El hábito de fumar

Fumar cigarrillos es el factor de riesgo principal para contraer cáncer de pulmón. En los Estados Unidos, el tabaquismo causa alrededor del 90% de los casos de cáncer de pulmón. El consumo de productos de tabaco, como puros y pipas, también aumenta el riesgo de cáncer de pulmón. El humo del tabaco es una mezcla mortal de más de 7,000 sustancias químicas, muchas de ellas tóxicas. Se sabe de al menos 70 que causan cáncer en personas o animales. Las personas que fuman son entre 15 y 30 veces más propensas a contraer cáncer de pulmón o a morir debido a esta enfermedad que las personas que no fuman. Incluso fumar unos cuántos cigarrillos al día o de manera ocasional aumenta el riesgo de contraer cáncer de pulmón. El riesgo se incrementa con el número de años que tiene una persona de fumar y con la cantidad de cigarrillos que fuma por día.

Las personas que dejan de fumar tienen menos riesgo de padecer cáncer de pulmón que si continuaran fumando, pero más riesgo que las que nunca fumaron. Dejar de fumar a cualquier edad puede reducir el riesgo de cáncer de pulmón.

El tabaquismo puede causar cáncer en casi todas las partes del cuerpo. Fumar causa cáncer en la boca, la nariz, la garganta, las cuerdas vocales (laringe), el esófago, la vejiga, los riñones, el páncreas, el cuello uterino, el estómago, la sangre y la médula ósea (leucemia mieloide aguda).

Una jóven cubriendo su nariz del humo del cigarrillo de un fumador.

El humo secundario del cigarrillo

El humo del cigarrillo, las pipas o los puros que fuman otras personas (humo secundario) también causa cáncer de pulmón. Cuando una persona respira el humo secundario, es como si estuviera fumando. En los Estados Unidos, dos de cada cinco adultos que no fuman y la mitad de los niños están expuestos a humo secundario del cigarrillo y alrededor de 3,000 personas que nunca fumaron mueren por cáncer de pulmón debido al humo secundario del cigarrillo.

El radón

El radón es un gas natural que viene de las rocas y la tierra y que puede quedar atrapado en las casas y otras edificaciones. No tiene olor, sabor ni se puede ver. De acuerdo con la Agencia de Protección Ambiental, el radón causa unos 20,000 casos anuales de cáncer de pulmón, lo que lo convierte en la segunda causa principal de esta enfermedad. Se calcula que cerca de una de cada 15 casas en los EE. UU. tiene altos niveles de radón. Esta agencia recomienda realizar pruebas para detectar radón en las casas y utilizar métodos demostrados para reducir los altos niveles de dicho gas.

Otras sustancias

Entre las sustancias que se encuentran en algunos sitios de trabajo y que aumentan el riesgo de cáncer de pulmón se incluyen el asbesto, el arsénico, las emisiones de diésel y algunas formas de silicio y cromo. Muchas de estas sustancias pueden aumentar el riesgo de cáncer de pulmón, especialmente en los fumadores.

Antecedentes familiares

Su riesgo de padecer cáncer de pulmón puede ser mayor si sus padres, hermanos o hijos tuvieron la enfermedad.  Esto puede ser así porque también fuman, o viven o trabajan en el mismo lugar donde están expuestos al radón y a otras sustancias que pueden causar cáncer de pulmón.

Radioterapia en el tórax

Los sobrevivientes de cáncer que recibieron radioterapia en el tórax (pecho) tienen un riesgo mayor de padecer cáncer de pulmón. Entre los pacientes de mayor riesgo se encuentran los que fueron tratados por la enfermedad de Hodgkin y las mujeres que recibieron radioterapia después de una mastectomía (pero no de una lumpectomía).

Alimentación

Los científicos están estudiando diversos alimentos y suplementos nutricionales para determinar si aumentan el riesgo de cáncer de pulmón. Hay mucho más que necesitamos saber. Sí sabemos que los fumadores que toman suplementos de beta-caroteno tienen un mayor riesgo de padecer cáncer de pulmón. Para obtener más información, visite Prevención del cáncer de pulmón.

El arsénico presente en el agua para el consumo (principalmente de pozos privados) también puede aumentar el riesgo.

Video: Concientización del Cáncer del Pulmón

Instituto Nacional del Cáncer

Enlaces relacionados

Comparte esta información

Facebook Twitter Recibir

Ícono de enlaces externosLos enlaces a organizaciones no federales se ofrecen solamente como un servicio a nuestros usuarios. Estos enlaces no constituyen un respaldo de los CDC ni del gobierno federal a estas organizaciones o a sus programas, ni debe inferirse respaldo alguno. Los CDC no se hacen responsables por el contenido de las páginas web de organizaciones individuales que pueda encontrar en estos enlaces.

Contáctenos:
  • Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades
    División de Prevención y Control del Cáncer
    c/o CDC Warehouse
    3719 N Peachtree Rd
    Building 100 MS F-76
    Chamblee GA 30341
  • 800-CDC-INFO
    (800-232-4636)
    TTY: (888) 232-6348
  • Comuníquese con CDC-INFO
  • Esta página fue revisada el 3 de diciembre de 2013
  • Esta página fue modificada el 3 de diciembre de 2013
  • Fuente del contenido: División de Prevención y Control del Cáncer Centro Nacional para la Prevención de Enfermedades Crónicas y Promoción de la Salud
  • Versión en español aprobada por CDC MLS – Orden N.º 229217
GobiernoUSA.gov, el portal oficial del Gobierno de los EE.UU. en españolDepartamento de Salud y Servicios Humanos
Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades   1600 Clifton Rd. Atlanta, GA 30329-4027, USA
800-CDC-INFO (800-232-4636) Línea TTY: (888) 232-6348 Comuníquese con CDC–INFO
Índice A-Z
  1. A
  2. B
  3. C
  4. D
  5. E
  6. F
  7. G
  8. H
  9. I
  10. J
  11. K
  12. L
  13. M
  14. N
  15. Ñ
  16. O
  17. P
  18. Q
  19. R
  20. S
  21. T
  22. U
  23. V
  24. W
  25. X
  26. Y
  27. Z