Arte limpio y del bueno

DHHS (NIOSH) publicación N.º 2007-138
noviembre de 2007

imagen de una mujer con un tatuaje en la parte superior del brazo

Investigadores de NIOSH trabajaron con profesionales de la industria para identificar cómo ocurre la exposición de los artistas corporales a la sangre y los patógenos transmitidos por la sangre. Con base en las visitas a los salones donde se realizan tatuajes y perforaciones corporales y en las entrevistas a los artistas que proporcionan este servicio, se elaboraron materiales dirigidos a los artistas para que tengan una mejor información sobre estas enfermedades, sepan cómo ocurre la exposición y cómo reforzar las prácticas de seguridad que disminuyan esas posibilidades de exposición. La postal “Arte limpio y del bueno” proporciona información para reducir contaminación cruzada en la industria del arte corporal.

Protéjase y proteja a sus clientes de las enfermedades transmitidas por la sangre.

Como artista corporal, usted posee un talento extraordinario para crear arte viviente. Sin embargo, al hacer su trabajo, usted puede estar expuesto a algo que también será permanente: la hepatitis B, la hepatitis C o el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH).

La exposición a estos patógenos transmitidos por la sangre puede ocurrir de varias maneras. Una de ellas es la contaminación cruzada.

La contaminación cruzada es la propagación de bacterias y virus a través del contacto, y ocurre cuando un objeto contaminado transfiere gérmenes a otros objetos o superficies. Por ejemplo, hay contaminación cruzada si usted toca el teléfono con los guantes que utiliza cuando trabaja en la piel de un cliente.

Dado que algunos patógenos transmitidos por la sangre pueden vivir durante días en los objetos y las superficies, usted podría estar expuesto a esos gérmenes sin saberlo.

Limpie las superficies, el equipo y las unidades de trabajo.

Limpie con frecuencia el equipo utilizado y las áreas de trabajo con un desinfectante aprobado por la EPA. Esto reducirá las posibilidades de contaminación cruzada.

Lávese las manos y cambie de guantes.

Lávese las manos después de quitarse los guantes, porque las gotas que no ve pueden exponerlo a los patógenos. Asegúrese de quitarse los guantes cada vez que abandone su área de trabajo.

Si utiliza un autoclave para esterilizar el equipo, asegúrese de que está en buen estado y que funciona bien.

Los autoclaves son máquinas que utilizan calor, presión y vapor para matar bacterias y virus, por lo que necesitan un mantenimiento periódico para su buen funcionamiento. Se pueden hacer pruebas de esporas periódicamente para asegurarse de que la esterilización del instrumental es la adecuada. Pregunte al departamento de salud local de su comunidad con qué frecuencia se debe hacer la prueba de esporas.

También averigüe con su departamento de salud local cuáles son las normas y regulaciones estatales y locales.

Para obtener más información sobre la prevención de la exposición ocupacional a los patógenos transmitidos por la sangre llame al 1-800-CDC-INFO o visite el sitio web: www.cdc.gov/spanish/niosh/topics/bbp_sp/bodyart_sp/

Esta página fue revisada el: 21 de enero de 2015