Salte directo a la búsqueda Salte directo al listado de A-Z Salte directo al contenido
Página principal

niosh logo
NIOSH en Inglés
Programa de análisis de casos de muerte ocupacional y evaluación de controles (FACE)

Trabajador hispano muere cuando un árbol de sesenta pies cae sobre la excavadora hidráulica con la que estaba despejando un terreno en Tennessee

FACE 2009-02
19 de agosto de 2011

Resumen

El 7 de febrero del 2009, un trabajador hispano de 28 años sufrió lesiones mortales cuando un árbol que trataba de derribar cayó sobre la cabina de la excavadora hidráulica que operaba. Al momento del incidente, la víctima trabajaba para una compañía de urbanización que estaba preparando un terreno para construir un estacionamiento y una entrada para automóviles en un campo de golf. El trabajador estaba operando la excavadora hidráulica para derribar árboles; para ello, primero excavaba alrededor de la base del árbol para aflojar el sistema de raíces, colocaba el balde de la excavadora contra el tronco del árbol y extendía la pluma de la máquina hacia afuera para empujar el árbol en dirección opuesta a la excavadora hidráulica. No hubo testigos del incidente; sin embargo, se cree que la víctima estaba activando la pluma de la excavadora para derribar un liquidámbar de sesenta pies cuando este cayó hacia atrás sobre la cabina. El techo de la cabina cedió con el peso del árbol y la víctima quedó atrapada en su interior.

De acuerdo con la oficina del médico forense del condado, la muerte de la víctima se debió a asfixia mecánica provocada por inmovilización en una posición contorsionada. Los factores contribuyentes clave, identificados en esta investigación, incluyen la falta de consideración y preparación para las condiciones ambientales del área de trabajo —como suelo mojado e inestable, sistema de raíces poco profundo de los árboles que se derribarían y velocidad de los vientos— que podrían haber dificultado la capacidad del operador de la excavadora hidráulica de controlar la dirección en la que caería el árbol.

Las investigadoras de NIOSH concluyeron que, para ayudar a prevenir situaciones similares, los empleadores deben:

  • Asegurarse de que antes de comenzar las operaciones de tala de árboles se elabore un plan que incluya pautas para la evaluación continua del lugar de trabajo para detectar riesgos de seguridad, así como procedimientos para implementar medidas de control de riesgos.
  • Asegurarse de que el programa de seguridad, el manual y la capacitación incluyan directrices específicas para reconocer y mitigar situaciones riesgosas en el lugar de trabajo.
  • Asegurarse de que el equipo usado en el trabajo otorgue el más alto nivel de protección física para los trabajadores y sea el más apropiado para el trabajo que se está realizando.


Introducción

El 7 de febrero del 2009, un trabajador hispano de 28 años (la víctima) murió cuando el árbol que trataba de derribar con una excavadora hidráulica cayó sobre la cabina y lo dejó atrapado en su interior. La fuerza y el peso del árbol hicieron colapsar el techo de la cabina y la víctima se asfixió debido a que su cuerpo quedó atrapado en una posición contorsionada dentro de la cabina. El 26 de agosto del 2009, funcionarios de la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional de Tennessee (TOSHA, por sus siglas en inglés) notificaron la muerte al Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional (NIOSH), División de Investigación sobre Seguridad (DSR). El 15 de septiembre del 2009, dos especialistas en seguridad y salud ocupacionales de la DSR investigaron el incidente y analizaron las circunstancias en que se produjo el acontecimiento con el funcionario responsable de verificar el cumplimiento de las normas de seguridad de la TOSHA, a quien se le asignó el caso, y el empleador de la víctima. Se revisaron fotografías del lugar del incidente y declaraciones obtenidas por la TOSHA de los trabajadores que estaban en el mismo sector general.


El empleador

El empleador de la víctima era un contratista de una empresa de urbanización que opera desde el 2006. La compañía tiene, en promedio, nueve empleados y se informó que tres de ellos estaban trabajando en el lugar en el que se produjo la muerte. La mayor parte de su trabajo parece concentrarse, predominantemente, en la misma región geográfica en la que se produjo el incidente. Esta fue la primera muerte que ocurría en esta empresa.

En este trabajo, se los había contratado para despejar y nivelar un terreno no urbanizado para una amplia renovación de un campo de golf. La víctima estaba trabajando en una zona que se estaba preparando para construir una entrada para automóviles y estacionamientos para el campo. El camino debía tener 60 pies de ancho y aproximadamente ½ milla de largo. Los empleados del contratista, incluida la víctima, operaban equipo para talar y remover árboles, y nivelar y estabilizar el suelo para el camino y la entrada de automóviles.


Programas y capacitación en seguridad por escrito

El empleador tenía un manual genérico de seguridad y salud ocupacionales. El manual decía que el supervisor del sitio es el responsable de seguridad designado para el lugar de trabajo. Según las entrevistas, el manual de seguridad era revisado con todos los empleados nuevos y el supervisor tenía una copia en todos los lugares de trabajo. El jefe de personal había asistido a un curso de seguridad de 10 horas de la OSHA y era responsable de la capacitación inicial en seguridad de los empleados y de mantener registros de capacitación en seguridad. Los empleados que estaban en el lugar al momento del incidente informaron que el supervisor del personal llevaba a cabo una reunión formal de seguridad todos los lunes por la mañana y sesiones informales de seguimiento sobre seguridad todas las mañanas. Según el informe de la TOSHA, los empleados que fueron entrevistados conocían el manual de seguridad y habían asistido a reuniones diarias y semanales sobre seguridad.


La víctima

México era el país de origen de la víctima hispana de sexo masculino de 28 años. Sin embargo, estaba en los Estados Unidos desde el año 2000 y, según el empleador y la TOSHA, leía y hablaba bien en inglés. Llevaba trabajando dos meses para la compañía de urbanización y había trabajado todo el tiempo en el sitio de la renovación del campo de golf. Su hermano había trabajado para la compañía de urbanización durante varios años. El supervisor del sitio informó que la víctima había sido contratada como operador de equipo debido a su vasta experiencia y por la recomendación de su hermano. Había recibido capacitación formal sobre la operación de la excavadora hidráulica mientras trabajaba para un empleador anterior y también había participado en la capacitación de seguridad brindada por el empleador actual. El supervisor del sitio y sus compañeros de trabajo dijeron que nunca lo habían visto hacer algo inseguro.


Lugar del incidente

El suelo del lugar en el que se produjo el incidente estaba parcialmente cubierto por agua estancada (fotos 1 y 2). El ambiente anegado y pantanoso se incorporó al diseño del campo de golf para preservar el aspecto del humedal. Se desconoce la profundidad del agua estancada, pero la revisión de las fotos de la excavadora hidráulica después del incidente (foto 1) muestra que una parte de la estructura superior y la cabina del operador (diagrama) estaban parcialmente sumergidas en el lodo debido al peso del árbol, que hizo que la excavadora hidráulica se ladeara.


Equipos

La víctima operaba una excavadora hidráulica de 1996 al momento del incidente. La cabina era cerrada y tenía vidrios de seguridad en los cuatro costados. El techo de la cabina era de acero con una escotilla que podía abrirse, pero que estaba cerrada al momento del incidente. De acuerdo con el investigador de la TOSHA, el techo de la cabina estaba hecho de dos capas de acero de 3/32" cada una (total: 3/16"), lo cual cumple con el requisito de la OSHA de 1/8". No obstante, el peso del árbol produjo una gran abolladura en el techo de la cabina (foto 3).

Partes de una excavadora hidráulica

Diagrama: Partes básicas de una excavadora hidráulica
[Diagrama cortesía de Safety Provisions, Inc. (sede de la serie de capacitación Hard Hat Training)]


Tiempo

El incidente ocurrió por la mañana, aproximadamente a las 8:15 a. m. En ese momento, el cielo estaba cubierto, con una temperatura de 57° y una humedad del 77%. El viento soplaba desde el sur a una velocidad sostenida de ~9 millas por hora (MPH) con ráfagas de 19.6 MPH registradas en el área a las 8:10 a. m.1


Investigación

El 7 de febrero del 2009, aproximadamente a las 7:00 a. m., la víctima comenzó a trabajar con una excavadora hidráulica para derribar árboles de una zona boscosa que se estaba despejando para construir una entrada para automóviles y un estacionamiento en un campo de golf. De acuerdo con declaraciones dadas a la TOSHA, tres trabajadores estaban asignados a la zona esa mañana. La víctima operaba una excavadora hidráulica para derribar los árboles y otro trabajador estaba cerca operando una topadora para mover los árboles derribados hacia una pila para quemarlos. El supervisor era el tercer trabajador y estaba operando una topadora para alisar el camino en una ladera alejada de la zona en la que estaba trabajando la víctima y a mayor altura.

El operador de la topadora que estaba trabajando más cerca de la víctima informó que hacía aproximadamente una hora que estaban trabajando y que la víctima había talado varios árboles. Declaró que alrededor de las 8:15 a. m., mientras él movía uno de los árboles talados, vio a la víctima derribando un árbol que parecía "sacudirse y contonearse", y que cuando volvió a mirar hacia la víctima, el árbol había caído, pero la excavadora hidráulica no se había movido. En ese momento, no podía ver que el árbol estaba sobre la cabina de la excavadora hidráulica. Se acercó en la topadora y vio que el árbol había caído sobre la cabina de la excavadora hidráulica y que la víctima parecía estar atrapada en su interior y no se movía. Usó su teléfono celular para llamar al operador de la otra topadora que estaba en el lugar; le dijo que la víctima había derribado un árbol sobre la excavadora hidráulica y que pensaba que había muerto. El otro trabajador llamó al 911 y se acercó a la excavadora hidráulica para ver a la víctima. Sin embargo, informó que no pudo acercarse al lugar en el que estaba la víctima porque el agua era demasiado profunda.

Cuando llegaron los paramédicos, tuvieron que cortar la cabina para sacar a la víctima, que fue declarada muerta en el lugar por el forense. La víctima fue transportada a la oficina del forense donde se determinó que la causa de muerte fue asfixia mecánica por quedar atrapada en una posición contorsionada dentro de la cabina, y no debido a traumatismo por el golpe a causa de la caída del árbol.


Factores contribuyentes

Las lesiones y las muertes ocupacionales son, por lo general, consecuencia de uno o más factores contribuyentes o de eventos clave en una secuencia de eventos mayores que, en última instancia, causan una lesión o la muerte. Las investigadoras de NIOSH identificaron los siguientes puntos como factores contribuyentes clave en este incidente:

  • Falta de consideración y preparación para las condiciones ambientales del área de trabajo —como suelo mojado e inestable, sistema de raíces poco profundo de los árboles que se derribarían y velocidad de los vientos—, que podrían haber dificultado la capacidad del operador de la excavadora de controlar la dirección en la que caería el árbol.


Causa de muerte

El forense estableció la causa de muerte como asfixia mecánica.


Recomendaciones y discusión

Recomendación #1: Los empleadores deben asegurarse de que antes de comenzar las operaciones de tala de árboles se elabore un plan que incluya pautas para la evaluación continua del lugar de trabajo para detectar riesgos de seguridad, así como procedimientos para implementar medidas de control de riesgos.

Discusión: El trabajo que se estaba realizando en este lugar está comprendido en la norma de explotación forestal de la OSHA (29 CFR 1910.266) que interpreta la tala de árboles en preparación para actividades de construcción —tales como la construcción de caminos— como una operación de explotación forestal.2 El Reglamento 29 CFR 1910.266 (h)(2)(ii) de la OSHA exige que, al trabajar en un sitio de explotación forestal, antes de que comiencen las operaciones de tala se debe consultar al supervisor inmediato para que dé su aprobación en situaciones inusualmente riesgosas.3 La OSHA incluyó esta disposición porque los registros indican que las lesiones se producen cuando empleados inexpertos enfrentan situaciones desconocidas o, incluso, cuando operadores expertos creen equivocadamente que pueden manejar las situaciones riesgosas por su cuenta. Si bien no puede haber una lista exhaustiva de las situaciones en las que es posible que el empleado deba consultar a un supervisor, hay ciertas situaciones que la OSHA identifica como claramente cubiertas por esta reglamentación. Esas situaciones incluyen lodo cada vez más profundo, que empieza a afectar la movilidad del operador, y la tala de árboles cuya ubicación dificulte la caída del árbol en la dirección deseada o más segura. La OSHA establece que "estas son situaciones en las que trabajadores forestales han muerto o han resultado gravemente heridos debido a que las condiciones provocaron resultados inesperados durante la tala. Cuando estas condiciones aparecen, sumar el conocimiento, la capacitación y la experiencia del supervisor al proceso de toma de decisiones debería ayudar a minimizar los riesgos a los que podría exponerse el trabajador".4

En este incidente, como lo evidencian las fotografías tomadas poco después de la muerte de la víctima, el área en la que estaba trabajando tenía lodo y agua estancada (fotos 1 y 2). Antes de empezar a trabajar, una evaluación exhaustiva de las condiciones del suelo tal vez hubiera indicado que el área no era propicia para la estabilidad de equipos pesados y que habría sido inseguro realizar actividades de tala hasta que las condiciones mejoraran.

Un factor adicional, que tal vez haya contribuido al incidente, fue el tipo de árbol que la víctima intentaba derribar. Se informó que el árbol, un liquidámbar, medía 60' de alto y tenía un diámetro de 18". Según la Guía Landowner para determinar el peso de árboles de hojas caducas en pie (Landowner's Guide to Determining Weight of Standing Hardwood Trees), el árbol debía pesar alrededor de 1.34 toneladas.5 Los liquidámbar se describen como árboles sureños típicos de áreas bajas junto a corrientes de agua, que prefieren un suelo rico, húmedo y con buen drenaje. En las áreas húmedas con escaso drenaje, el sistema de raíces será poco profundo, sin raíz primaria o con una muy pequeñaa, característica que afecta negativamente la estabilidad del árbol.7 Si bien el procedimiento de tala tiene más impacto en la dirección en la que caerá el árbol que la raíz primaria, se debe capacitar a los operadores de equipos para que puedan identificar todos los factores que afectan la estabilidad del árbol y tengan en cuenta todos los riesgos antes de iniciar las operaciones de tala.

Además del barro y el agua estancada, y el tamaño y sistema de raíces poco profundo del árbol, el servicio meteorológico informó que hubo ráfagas cercanas a las 20 MPH en el área al momento del incidente.1 No hay forma de predecir la presencia de ráfagas esporádicas como las que hubo la mañana del incidente. Sin embargo, es posible que la dirección y velocidad del viento, combinadas con las condiciones inestables del suelo y el tipo y tamaño del árbol afectaran la capacidad de la víctima de controlar la dirección en la que caería el árbol. Un análisis exhaustivo de todas estas condiciones antes de iniciar las operaciones de tala podría haber alertado a la víctima respecto de los riesgos y, de ese modo, haber prevenido su muerte.

Las compañías involucradas en operaciones de tala de árboles deben elaborar un "plan de tala" de acuerdo con la norma 1910.266(h)(2)(ii) de la OSHA. La elaboración de un plan de tala y la capacitación de los operadores del equipo con respecto al plan le habrían permitido al operador comprender los riesgos derivados del proceso de tala. Es posible que la víctima haya malinterpretado la inclinación del árbol y la dirección del viento, dos elementos que contribuyeron a su muerte. Además, el operador tenía el árbol del lado de la cabina de la pluma y el brazo, lo cual podría haber aumentado la gravedad de las consecuencias de perder el control del árbol. Excavar primero en la dirección deseada para la caída y luego excavar con la pluma y el brazo entre el árbol y la cabina quizá hubiera impedido que el árbol cayera sobre la cabina.


Recomendación #2: Los empleadores deben asegurarse de que el programa de seguridad, el manual y la capacitación incluyan directrices específicas para reconocer y mitigar situaciones riesgosas en el lugar de trabajo.

Discusión: Un programa de seguridad integral debe incluir el reconocimiento de los riesgos y evitar las situaciones inseguras con respecto a las condiciones ambientales del lugar de trabajo. El programa debe incluir disposiciones para que los operadores y los supervisores en el lugar reciban capacitación sobre el uso correcto y seguro del equipo, respetando todas las recomendaciones del fabricante (incluida la realización de controles operativos de rutina), y también para reconocer los riesgos que presentan el equipo y el medio en el que se trabaja. Los fabricantes de equipos recomiendan la lectura completa y atenta del manual del propietario/operador antes de operar cualquier tipo de equipo, y que el manual debe estar con el equipo en todo momento.

El programa de seguridad debe incluir la disposición de que antes de iniciar el trabajo se haga una evaluación para determinar si la máquina es apta para el lugar y la tarea que se realizará. Las características de la máquina que deben considerarse son estabilidad, tracción y base de sustentación. La evaluación del riesgo también debe determinar el nivel de protección que el operador requiere en la máquina, como estructuras protectoras para el operador. El operador debe estar al tanto de las limitaciones de la máquina en suelos blandos o con otros obstáculos y evitar cualquier condición del suelo que pudiera desestabilizarla.8 Los empleadores deben respetar las pautas del fabricante para la operación segura de maquinarias. Esas pautas deben estar incluidas en la capacitación del operador, y los supervisores y personal de seguridad en el lugar deben hacer que se cumplan.

Además de un programa de seguridad integral, los empleadores deben elaborar e implementar un plan de seguridad específico para el lugar en el que se identifiquen los riesgos y se detallen los procedimientos operativos seguros para todas las tareas, incluidos los procedimientos operativos específicos de los equipos. El plan debe evaluarse en forma continua para detectar si hay un cambio en las condiciones del lugar de trabajo y se debe modificar según sea necesario. Todos los empleados deben estar al tanto de los riesgos identificados y se deben capacitar respecto de la manera de disminuir esos riesgos. La puesta en práctica de los conocimientos adquiridos y las conductas aprendidas por los empleados en la capacitación de seguridad es tan importante como el diseño y la implementación del programa de seguridad. Los empleadores deben exigir que todos los empleados tengan conductas seguras y respeten de manera estricta las normas y procedimientos de seguridad de la compañía.

Aunque los empleados que estaban en el lugar al momento del incidente informaron que el supervisor del personal realizaba una reunión formal de seguridad todos los lunes por la mañana y sesiones de seguimiento de seguridad todas las mañanas, no hay evidencia de que los riesgos particulares del lugar de trabajo se hayan identificado y analizado. En este incidente, los operadores del equipo deberían haber recibido capacitación para determinar los riesgos asociados con las operaciones de tala de árboles en agua estancada o lodo profundo como, por ejemplo, la probabilidad de no poder controlar la dirección de la caída del árbol.


Recomendación #3: Los empleadores deben asegurarse de que el equipo usado en el trabajo otorgue el más alto nivel de protección física para los trabajadores y que sea el más adecuado para el trabajo que se está realizando.

Discusión: La OSHA ha eximido a las máquinas capaces de una rotación de 360° —como las excavadoras hidráulicas— del requisito de estructuras protectoras contra objetos que caen (falling object protective structures, FOPS) y de estructuras protectoras de vuelcos (rollover protective structures, ROPS) y, según el investigador de la TOSHA, el techo de la cabina estaba hecho de dos capas de acero de 3/32" cada una (total: 3/16"), lo cual cumple con el requisito de la OSHA de 1/8". No obstante, el peso del árbol produjo una gran abolladura en el techo de la cabina (foto 3). Si la cabina hubiera estado reforzada con FOPS, lógicamente la penetración del árbol habría sido menos grave, con lo cual se habría preservado la integridad del compartimento del operador y habría aumentado la probabilidad de que este sobreviviera al incidente. Si bien no hay reglas que prohíban el uso de excavadoras hidráulicas para la tala de árboles, y esta no es una práctica infrecuente, se recomienda que los empleadores usen excavadoras equipadas con FOPS que cumplan con las actuales normas de consenso aplicables para la protección de los operadores o bien una máquina forestal diseñada específicamente para el tipo de remoción de árboles que se realizará. Las excavadoras con que se cuenta en la actualidad y que se usarán para la tala de árboles se pueden adaptar con los paquetes de protección correspondientes, que están disponibles por separado.

El manual del propietario de la excavadora hidráulica involucrada en este incidente no hace referencia específica a la tala de árboles; sin embargo, sí incluye directrices para los operadores que estén trabajando en el agua. El manual indica que, al operar en el agua:

  • El nivel del agua no debe pasar la parte superior de la oruga.
  • Hay que asegurarse de que el fondo del riachuelo o estanque en el que se esté trabajando soporte la máquina.
  • No se debe operar la máquina en una corriente rápida.

Los operadores de equipo que estaban en el lugar dijeron que creían que la zona en la que estaban trabajando cumplía con los requisitos mencionados en el manual del operador.


a Raíz principal de una planta, por lo general más gruesa que las raíces laterales y que crece en forma recta hacia abajo con respecto al tallo.6


Referencias (en inglés)

  1. Weather Underground. [http://www.wunderground.com/history/airport/KNQA/2009/2/7/DailyHistory.html?req_city=NA&req_state=NA&req_statename=NA]. Date accessed, August 2011.
  2. OSHA [2009].Logging Operations. Section 5. Summary and Explanation of the Final Standard. [https://www.osha.gov/pls/oshaweb/owadisp.show_document?p_table=PREAMBLES&p_id=965]. Date accessed, August 2011.
  3. Code of Federal Regulations [2010]. 29 CFR. 1910.266 Logging operations, Washington DC: U.S. Government Printing Office, Office of the Federal Register.
  4. Logging and Transportation Safety. Timber Harvesting Safety Manual. [http://loggingsafety.com]. Date accessed, August 2011. (Link Updated 9/22/2011)
  5. Patterson D [2008]. Landowner's Guide to Determining Weight of Standing Hardwood Trees.[http://www.uaex.edu/Other_Areas/publications/PDF/FSA-5021.pdf]. Date accessed, August 2011.
  6. Miriam Webster Online Dictionary. [2010] [http://www.merriam-webster.com/dictionary/taproot]. Date accessed, August 2011.
  7. Kormanic P [1989]. Liquidambar styraciflua L Sweetgum, [http://www.na.fs.fed.us/pubs/silvics_manual/volume_2/liquidambar/styraciflua.htm]. Date accessed, August 2011.
  8. Excavators in tree work. Arboriculture and Forestry Advisory Group. [http://www.hse.gov.uk/pubns/withdrawn/afag704.htm]. Date accessed, August 2011. (Link updated 4/8/2013)


Información de las investigadoras

Esta investigación fue realizada por Nancy T. Romano y Virginia Lutz, especialistas en seguridad y salud ocupacional del Equipo de Investigación de Muertes, Subdivisión de Vigilancia e Investigación de Campo, División de Investigación sobre Seguridad. La autora del informe es Virginia Lutz. Hubo una revisión técnica por parte de expertos a cargo de la Asociación de Fabricantes de Equipos (Association of Equipment Manufacturers) y el Dr. Matthew Smidt, profesor adjunto/especialista en extensión, Operaciones de Silvicultura, Universidad de Auburn.


Agradecimientos

El programa FACE de NIOSH y las especialistas en seguridad y salud ocupacional desean agradecerles al funcionario encargado de verificar el cumplimiento de las normas y al personal del programa de la División de Seguridad y Salud Ocupacional de Tennessee (TOSHA) por proporcionar información para esta investigación.


Excavadora

Foto 1. Foto del lugar del incidente que muestra la ubicación de la excavadora hidráulica después del incidente.
(Foto cortesía de TOSHA)


Árbol que cayó sobre la cabina

Foto 2. Foto del lugar del incidente que muestra el árbol que cayó sobre el techo de la cabina de la excavadora hidráulica.
(Foto cortesía de TOSHA)


Techo de la cabina dañado

Foto 3. Foto del techo de la cabina que muestra la abolladura que dejó el árbol.
(Foto cortesía de TOSHA)


Programa de Análisis de Casos de Muerte Ocupacional y Evaluación de Controles (FACE)

El Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional (NIOSH), un instituto dentro de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), es la agencia federal encargada de llevar a cabo investigaciones y hacer recomendaciones para prevenir enfermedades y lesiones relacionadas con el trabajo. En 1982, NIOSH inició el Programa de Análisis de Casos de Muerte Ocupacional y Evaluación de Controles (FACE). FACE investiga las circunstancias de las causas específicas de muertes ocupacionales traumáticas para que profesionales de seguridad, investigadores, empleadores, instructores y trabajadores puedan aprender de estos incidentes. La meta principal de estas investigaciones es que NIOSH haga recomendaciones para prevenir sucesos similares. Estas investigaciones de NIOSH tienen como objetivo reducir o prevenir las muertes ocupacionales y son completamente independientes de las actividades de reglamentación, cumplimiento e inspección de cualquier otra agencia federal o estatal. Bajo el programa FACE, los investigadores de NIOSH entrevistan a personas con conocimientos del incidente y revisan los registros disponibles para elaborar una descripción de las condiciones y circunstancias que llevaron a la muerte con el fin de proporcionar un contexto para las recomendaciones de la agencia. El resumen de NIOSH sobre estas condiciones y circunstancias en sus informes no tiene el propósito de ser una declaración legal sobre los hechos. Este resumen, así como las conclusiones y las recomendaciones de NIOSH, no deben usarse para el propósito de litigación o adjudicación de cualquier demanda. Para más información, visite el sitio web del programa en www.cdc.gov/niosh/face/ o llame a la línea gratuita 1-800-CDC-INFO(1-800-232-4636).

Ícono de enlaces externosLos enlaces a organizaciones no federales se ofrecen solamente como un servicio a nuestros usuarios. Estos enlaces no constituyen un respaldo de los CDC ni del gobierno federal a estas organizaciones o a sus programas, ni debe inferirse respaldo alguno. Los CDC no se hacen responsables por el contenido de las páginas web de organizaciones individuales que pueda encontrar en estos enlaces.

GobiernoUSA.gov, el portal oficial del Gobierno de los EE.UU. en españolDepartamento de Salud y Servicios Humanos
Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades   1600 Clifton Rd. Atlanta, GA 30329-4027, USA
800-CDC-INFO (800-232-4636) Línea TTY: (888) 232-6348 Comuníquese con CDC–INFO
Índice A-Z
  1. A
  2. B
  3. C
  4. D
  5. E
  6. F
  7. G
  8. H
  9. I
  10. J
  11. K
  12. L
  13. M
  14. N
  15. Ñ
  16. O
  17. P
  18. Q
  19. R
  20. S
  21. T
  22. U
  23. V
  24. W
  25. X
  26. Y
  27. Z