Las visitas de rutina de los niños son esenciales

Primer plano de una familia joven en su sala de estar usando una computadora portátil

En los últimos meses, las familias han estado poniendo de su parte al quedarse en casa, en la medida de lo posible, para ayudar a detener la propagación del COVID-19. Con la apertura de las comunidades, es importante que su hijo concurra a la visita de rutina. Estas visitas de rutina de los niños son esenciales por muchos motivos, como:

  • Realizar el seguimiento del crecimiento y el desarrollo, incluidos los indicadores del desarrollo, los comportamientos sociales y el aprendizaje.
  • Discutir cualquier inquietud sobre la salud de su hijo.
  • Recibir las vacunaciones programadas para prevenir enfermedades, como el sarampión y la tosferina (pertussis) y otras 12 enfermedades graves.

¿Sabía que hubo varios brotes de sarampión y tosferina en los últimos años? Estas enfermedades son sumamente contagiosas y pueden ser muy graves, en especial para los bebés y los niños de corta edad. A medida que las escuelas y las guarderías comienzan a reabrir, la protección de los niños contra estas y otras enfermedades hace que estas vacunaciones sean especialmente importantes.

¿No está seguro de qué vacunas se necesitan y cuándo? Consulte este calendario fácil de entender. ¿Le preocupa mantener la seguridad de su hijo? Llame al consultorio de su médico para ver qué medidas especiales podrían tener en marcha. Muchos consultorios y centros médicos están tomando medidas adicionales para la seguridad de los niños durante este tiempo, como:

  • Programar visitas por enfermedad y de rutina en diferentes horarios del día.
  • Solicitar a los pacientes que permanezcan afuera hasta que se los llame al establecimiento para evitar que se junten muchas personas en las salas de espera.
  • Ofrecer visitas por enfermedad y de rutina en lugares diferentes.

Si necesita ayuda para pagar las vacunas, pregunte al médico o al enfermero que atiende a su hijo sobre el programa Vacunas para Niños. Por medio de este programa se vacuna gratuitamente a los niños que reúnen las condiciones para participar en Medicaid, no tienen seguro, tienen seguro insuficiente o son indoamericanos o nativos de Alaska.

Estos son tiempos difíciles, pero usted tiene el poder para ayudar a mantener a su hijo saludable. Asegurarse de que su hijo vea al médico para las visitas de rutina y las vacunas es una de las mejores cosas que usted puede hacer para proteger a su niño y a la comunidad.

Esta página fue revisada el: 1 de octubre de 2020