Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z de los CDC Saltar directamente al menú de navegación Saltar directamente a la página de opciones Saltar directamente al contenido del sitio

Proteja a sus hijas del cáncer de cuello uterino

Madre abrazando y animando a hija

La vacuna contra el VPH puede proteger a sus hijos contra varios tipos de cáncer. En el caso de las niñas, esto incluye el cáncer de cuello uterino. Para los niños varones, la vacuna contra el VPH significa detener la propagación del virus, lo cual reduce los casos de cáncer de cuello uterino y de otros tipos de cáncer relacionados con el VPH.

En los Estados Unidos, cada año se diagnostican 31 500 casos de cáncer en hombres y mujeres, causados por infección por el VPH y más de 4000 mujeres mueren debido al cáncer de cuello uterino, aunque se hayan hecho pruebas de detección y hayan recibido tratamiento. Cualquier mujer puede tener cáncer de cuello uterino en algún momento de su vida. Este cáncer no discrimina por edad ni por cuán saludable sea el estilo de vida que pueda tener la mujer. El cáncer de cuello uterino, junto con la mayoría de los otros cánceres relacionados con el VPH, se puede prevenir al aplicarse la vacuna contra este virus.

La vacunación contra el VPH también protege a las mujeres contra el incómodo proceso de tener que ocuparse de los “precánceres” de cuello uterino. Cada año en los Estados Unidos casi 500 000 mujeres tienen que soportar exámenes y tratamientos invasivos de lesiones en el cuello uterino (cambios en las células) que se pueden convertir en cáncer. Los procedimientos para eliminar estos precánceres son necesarios para prevenir el cáncer, pero pueden tener efectos duraderos en el cuerpo de la mujer.

El cáncer de cuello uterino es una enfermedad grave que afecta a las mujeres, pero solo representa el 38 % de los cánceres causados por las infecciones por el VPH. Si bien hay pruebas para detectar el cáncer de cuello uterino, no existen pruebas de detección de rutina para los otros 20 000 casos de cáncer causados por infecciones por el VPH cada año en los Estados Unidos. Es frecuente que estos cánceres —por ejemplo, los cánceres de la parte de atrás de la garganta (orofaringe) y los de ano— no se detecten hasta que estén en las etapas más avanzadas, cuando son difíciles de tratar, y afectan tanto a hombres como a mujeres.

¿Qué puedo hacer para ayudar a proteger a mis hijos?

Haga que sus hijos reciban dos dosis de la vacuna contra el VPH a los 11 o 12 años, con al menos 6 meses de separación entre las dosis, y que terminen la serie de dos inyecciones antes de cumplir los 13. Los adolescentes y adultos jóvenes de hasta 26 años que no se hayan puesto las vacunas contra el VPH deben consultar al médico o enfermero para vacunarse ahora; ¡no es demasiado tarde!

Los adolescentes y adultos jóvenes que no hayan comenzado la serie de vacunas contra el VPH antes de cumplir los 15 años deberán recibir 3 inyecciones dentro de un plazo de 6 meses para obtener la mejor protección. Los adolescentes y adultos jóvenes que tengan el sistema inmunitario debilitado también deberán recibir tres inyecciones. Haga hoy mismo una cita para vacunar a sus hijos.

Si ha pasado mucho tiempo desde que sus hijos recibieron la primera o la segunda dosis de la vacuna, no tienen que comenzar de nuevo, solo tienen que recibir las inyecciones que les falten tan pronto como sea posible.

Al igual que todos los productos médicos, las vacunas pueden provocar efectos secundarios. Los efectos secundarios más comunes de la vacuna contra el VPH son leves, como dolor o enrojecimiento en el brazo donde se puso la inyección, y desaparecen solos. A veces, hay pacientes que se desmayan después de recibir una vacuna inyectable o cualquier otra inyección. Los preadolescentes y los adolescentes deberían estar sentados o acostados cuando les pongan una inyección y quedarse allí durante unos 15 minutos después de que se la apliquen. Esto puede ayudar a evitar que se desmayen y también las lesiones que pueden producirse con el desmayo.

Los beneficios de la vacuna contra el VPH para la prevención del cáncer superan ampliamente el riesgo de estos efectos secundarios.
Haga clic a continuación para obtener más información sobre el VPH y la vacuna contra el VPH.

  • Esta página fue revisada el: 22 de enero de 2018
  • Esta página fue modificada el: 22 de enero de 2018
  • Fuente del contenido:
  • Centro a cargo del mantenimiento de esta página: Oficina del Director Adjunto de Comunicaciones, Subdivisión de Medios Digitales, División de Asuntos Públicos
TOP