Es menos probable que ciertas personas con cáncer colorrectal se hagan una prueba importante

El cáncer colorrectal empieza en el colon o el recto. Cuando se propaga a otras partes del cuerpo, se lo llama cáncer colorrectal metastásico o en estadio IV. Si el cáncer colorrectal se propaga a otras partes del cuerpo, la prueba de KRAS puede ayudar a los médicos y a los pacientes a decidir el tratamiento adecuado.

¿Qué es la prueba de KRAS?

Los genes actúan como instrucciones y contienen información que sirve para crear y mantener las células del cuerpo. Los seres humanos heredan una copia de genes de su madre y otra de su padre.

La prueba de KRAS prueba detecta los cambios en el gen KRAS. El gen KRASExternal produce una proteína que ayuda a controlar cómo maduran y mueren las células. Se han encontrado formas del gen KRAS con mutaciones (cambios) en algunos tipos de cáncer. Estos cambios pueden hacer que las células del cáncer se multipliquen y se propaguen por el cuerpo.

En el 2011, la Red Nacional Integral del Cáncer recomendó la prueba de KRAS para las personas con cáncer colorrectal metastásico (o sea, el cáncer que se ha propagado más allá del colon y el recto). Las personas que no presentan cambios en el gen KRAS reciben un tratamiento diferente que aquellas que sí los presentan.

Cómo se hizo el estudio

En el estudio se analizó cuántas personas con cáncer colorrectal metastásico se hicieron la prueba de KRAS. Para ello, los investigadores usaron los datos de los registros de cáncer de varios estados. Los registros de cáncer son agencias que hacen seguimiento de cada caso de cáncer.

Los investigadores buscaron determinar qué grupos de personas con cáncer colorrectal metastásico tenían menos probabilidades de hacerse la prueba de KRAS. Colocaron a las personas en grupos con base en su raza y origen étnico, edad, sexo, lugar donde vivían y otros factores. Luego compararon los grupos por porcentaje de personas que se hizo la prueba. Por ejemplo, para comparar los grupos por raza y origen étnico, compararon las tasas de personas de raza negra, raza blanca, indoamericanas o nativas de Alaska, asiáticas o nativas de las islas del Pacífico, e hispanas que se hicieron la prueba.

Lo que se encontró con el estudio

En general, solamente una de cada cuatro personas con cáncer colorrectal metastásico se hace la prueba de KRAS. Las de ciertos grupos tienen probabilidades incluso menores de hacérsela. No hacerse esta prueba y no recibir los medicamentos adecuados más pronto significa que más personas de esos grupos pueden morir por el cáncer colorrectal.

  • Solamente 992 de las 3608 personas con cáncer colorrectal metastásico de todos los grupos combinados se habían hecho la prueba de KRAS. Esto representa aproximadamente el 27 %, es decir, 1 de cada 4 personas.
  • Aquellas con menos probabilidades de hacérsela eran de raza negra, hispanas, personas mayores, personas que vivían en ciertos estados, personas con beneficios de Medicaid o Medicare y personas que vivían en áreas donde los niveles de educación eran menores.
  • Los investigadores no encontraron una diferencia tan notable entre las personas cuando las agruparon por sexo, ya fuera que vivieran en una ciudad o en una área rural, que residieran o no en una área pobre, o que tuvieran o no otro problema de salud junto con el cáncer colorrectal metastásico.
Esta página fue revisada el: 11 de diciembre de 2017