Cómo mantener limpio el extractor de leche materna: información esencial.

Breast milk pump with bottle

Darle leche materna a su bebé es una de las mejores cosas que puede hacer para la salud y el desarrollo de su hijo. Extraerse la leche es una de las formas de darle leche materna a su bebé. Sin embargo, los microbios pueden multiplicarse rápidamente en la leche materna o en el residuo de leche que queda en las partes del extractor. Si sigue estos pasos puede mantener su extractor de leche limpio y ayudar a proteger a su bebé de estos microbios. Si su bebé nació prematuramente o tiene otros problemas de salud, el proveedor de atención médica del bebé podría darle más recomendaciones sobre cómo extraerse la leche materna de manera segura.

  1. Lávese las manos. Lávese las manos bien con agua y jabón durante 20 segundos.
  2. Ármelo Arme el extractor limpio. Revise el extractor o los tubos para ver si tienen moho o se ensuciaron durante su almacenamiento. Si los tubos tienen moho, deséchelos y reemplácelos inmediatamente.
  3. Límpielo si está usando un extractor compartido. Limpie los diales, el botón de encendido y la superficie con toallitas desinfectantes.
electric breast milk pumping system
  1. Guarde la leche de manera segura. Tape la botella de recolección de leche o selle la bolsa de recolección de leche, póngale una etiqueta con el día y la fecha, e inmediatamente colóquela en el refrigerador, el congelador o en una bolsa térmica con paquetes de hielo.
    1. Si el recipiente de recolección de leche se guardará en un hospital o en una guardería, agréguele su nombre a la etiqueta.
  2. Limpie el área en que va a extraer la leche. Limpie los diales, el botón de encendido y la superficie con toallitas desinfectantes, especialmente si está usando un extractor compartido.
  3. Desarme y revise el extractor. Desprenda los tubos del extractor y separe todas las partes que entren en contacto con el pecho o la leche materna (por ejemplo, copas, válvulas, membranas, conectores y botellas de recolección de leche).
  4. Enjuague el extractor. Enjuague las partes que entren en contacto con el pecho o la leche materna con agua corriente para quitar la leche que quede.
  5. Limpie el extractor. Tan pronto como sea posible después de extraer leche, limpie las partes del extractor que entren en contacto con el pecho o la leche materna de una de las siguientes maneras.
    • Limpie a mano
      1. Use un recipiente para lavar. Coloque las partes del extractor en un recipiente limpio que se use solamente para lavar los artículos de alimentación del bebé. No coloque las partes del extractor directamente en el lavamanos o lavaplatos, porque los microbios que se encuentran en el lavamanos o lavaplatos o en el drenaje podrían contaminar el extractor.
      2. Agregue agua y jabón. Llene el recipiente para lavar con agua caliente y agregue jabón.
      3. Restriegue. Restriegue las partes con un cepillo limpio que use solamente para los artículos de alimentación del bebé.
      4. Enjuague. Enjuague las partes bajo agua corriente o sumergiéndolos en agua fresca dentro de un recipiente separado que se use solamente para limpiar los artículos de alimentación del bebé.
        baby bottles in dishwasher
      5. Seque. Deje secar completamente al aire. Coloque las partes del extractor, el recipiente para lavar y el cepillo para biberones sobre una toalla de cocina limpia sin usar, o una toalla de papel, en un área que esté protegida de la suciedad y el polvo. No use la toalla de cocina para secar los artículos porque de esa manera podría transferir microbios a los artículos.

Limpie en una lavadora automática de platos (si el fabricante del extractor lo recomienda).

      1. Lave. Coloque las partes desarmadas del extractor en la lavadora automática de platos. Asegúrese de colocar las partes pequeñas en una canastilla cerrada o en una bolsa de red para lavaplatos para que no terminen en el filtro de la lavadora automática de platos. Si es posible, use la función de lavado con agua caliente y el ciclo de secado en caliente (o el ciclo de desinfección); esto puede ayudar a matar más microbios.
      2. Retire de la lavadora automática de platos. Lávese las manos con agua y jabón antes de retirar y guardar las partes limpias. Si las partes no están completamente secas, colóquelas sobre una toalla de cocina limpia sin usar, o una toallita de papel, para que se sequen al aire completamente antes de guardarlas. No use la toalla de cocina para secar las partes porque de esa manera podría transferir microbios a las partes.

6. Limpie el recipiente para lavar y el cepillo para biberones. Si usa un recipiente para lavar o cepillo para biberones cuando limpie las partes del extractor, enjuáguelos bien y deje que se sequen al aire después de cada uso. Considere lavarlos cada pocos días, ya sea en una lavadora automática de platos con agua caliente y ciclo de secado en caliente, si son aptos para la lavadora, o a mano con agua tibia y jabón.

Para eliminar mejor los microbios, desinfecte las partes del extractor por lo menos una vez al día. La desinfección es particularmente importante si su bebé tiene menos de 3 meses, nació prematuro o si tiene el sistema inmunitario debilitado debido a una enfermedad o tratamiento médico (tal como quimioterapia contra el cáncer). La desinfección diaria de las partes del extractor podría no ser necesaria en el caso de bebés de más edad sanos, si las partes se limpian cuidadosamente después de cada uso. Desinfecte todos los artículos (¡incluso el cepillo para biberones y el recipiente para lavar!) usando una de las siguientes opciones.

Nota: Si utiliza una lavadora automática de platos con agua caliente y con el ciclo de secado en caliente (o el ciclo de desinfección) para limpiar los artículos de alimentación del bebé, el paso de desinfección por separado no es necesario.

  1. Limpie primero. Las partes del extractor, los cepillos para biberones y los recipientes para lavar deben desinfectarse solamente después de haber sido lavados.
  2. Desinfecte. Desinfecte el extractor, los cepillos para biberones y los recipientes para lavar usando una de las siguientes opciones. Consulte las instrucciones del fabricante para saber si los artículos se pueden desinfectar con vapor o agua hirviendo.
    1. Vapor:
      • Utilice un microondas o sistema esterilizador eléctrico según las instrucciones del fabricante.
    2. Agua hirviendo:
      • Coloque los artículos desarmados que sean aptos para hervir en una olla y cúbralos con agua.
      • Ponga la olla al fuego hasta que el agua hierva.
      • Déjela hervir por 5 minutos.
      • Retire los artículos con pinzas limpias.
  3. Deje secar completamente al aire. Coloque las partes del extractor, el recipiente para lavar y el cepillo para biberones desinfectados sobre una toalla de cocina limpia sin usar, o una toalla de papel, en un área que esté protegida de la suciedad y el polvo. No use la toalla de cocina para secar los artículos porque de esa manera podría transferir microbios a los artículos.

Deje que las partes del extractor, los cepillos para biberones y los recipientes para lavar limpios se sequen completamente al aire antes de guardarlos para ayudar a prevenir la multiplicación de microbios y moho. Una vez que estén completamente secos, los artículos deben guardarse en un área limpia y protegida para prevenir la contaminación durante el almacenamiento.

  • Lávese las manos. Lávese bien las manos con agua y jabón.
  • Vuelva a armarlo. Arme el extractor con las partes limpias y secas.
  • Guárdelo de manera segura. Coloque el extractor que volvió a armar en un área limpia y protegida, por ejemplo, dentro de una bolsa para almacenar alimentos que pueda sellarse y esté sin usar. Guarde los recipientes para lavar y los cepillos para biberones en un área limpia.
Consejos para manipular los tubos del extractor de leche materna
  • Cuando se usan correctamente, los tubos del extractor de leche materna no tocan la leche extraída y no es necesario limpiarlos en forma habitual.
  • Mantenga a mano un set de tubos de repuesto, por si se ensucia o daña el que está usando.
  • Si los tubos tienen adentro gotitas de agua al final de la sesión de extracción, desconéctelos de las copas o del kit, pero déjelos conectados al extractor. Hágalo funcionar por unos minutos más hasta que los tubos estén secos.
  • Si los tubos tienen adentro leche o moho, bótelos inmediatamente porque es difícil limpiarlos de forma adecuada. Remplácelos con un set de tubos nuevo y fíjese si el problema sucedió debido a lo siguiente:
    • Se necesita cambiar las válvulas o las membranas.
    • Los tubos no estaban conectados al extractor correctamente.
  • Si los tubos están sucios por fuera, límpielos con un paño húmedo o una toallita desinfectante.

Fuente del contenido: Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, traducido por CDC Multilingual Services.

Esta página fue revisada el: 21 de mayo de 2019