Incendio en la noche: La historia de Iris

El verano trae consigo varios peligros que se relacionan con el calor, incluidos los incendios forestales. Sin aviso previo, los incendios forestales pueden forzar a familias a abandonar sus hogares, haciéndoles difícil recoger los suministros esenciales, especialmente si tienen hijos con necesidades médicas especiales. En el caso de una evacuación, asegúrese de tener un kit de emergencia, que incluya equipo y suministros médicos, como parte de su plan para situaciones de desastres.

 Cars along wildfire evacuation route. Wildfire in the background.

Muchas personas se han despertado sobresaltadas, en la mitad de la noche, por el ruido súbito de un trueno o el impacto de un rayo. Al principio puede resultar inquietante, pero uno pronto se vuelve a dormir, al darse cuenta de que es solo una tormenta pasajera. Los fuegos forestales son algo muy distinto. A medida que el gran peligro se acerca, no hay mucho ruido que sirva como alerta, dándole a uno muy poco tiempo para prepararse.

Así le ocurrió a Iris. En el verano del 2011, se despertó con un aviso de evacuación debido a un creciente fuego forestal. A las 10:30 de la noche, Iris tuvo que evacuar a su familia, incluida su hija Mary, de tres años, quien tiene parálisis cerebral infantil y epilepsia. Iris no estaba preparada para la evacuación. “Fue una lucha juntar todo: la silla de ruedas, los suministros de alimentación, la bomba de alimentación y los medicamentos”, cuenta Iris. También incluyó un objeto especial para ayudar a Mary a tranquilizarse ya que su familia “no tenía idea de cuánto tiempo estaría fuera de su hogar”.

Lecciones aprendidas

En cualquier momento, una simple tormenta o un incendio pueden convertirse en un desastre y provocar en las familias la sensación de que no están preparadas para cubrir las necesidades médicas específicas de sus niños. Si bien Iris no sintió que estaba preparada adecuadamente para la evacuación, sí aprendió sobre la importancia de tener listo un plan de emergencia. Es una lección que muchas familias han aprendido en carne propia. Como recordatorio para otras familias, Iris sugiere tener “un plan por si hay una evacuación u ocurre un desastre”.

Esta historia fue provista por gentileza de Family Voices e Iris.