Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z de los CDC Saltar directamente al menú de navegación Saltar directamente a la página de opciones Saltar directamente al contenido del sitio

Sarampión: asegúrese de que su hijo haya recibido todas las vacunas

Una familia sonriendoEl sarampión es una enfermedad muy contagiosa. Puede ser grave en niños pequeños.  Proteja a su hijo asegurándose de que esté al día con las vacunas, incluso antes de viajar al extranjero.

El sarampión es una enfermedad muy contagiosa causada por un virus. El sarampión comienza con fiebre  y poco después produce tos, secreción nasal (moqueo) y enrojecimiento de los ojos. Luego produce un sarpullido de puntitos rojos que empieza en la cabeza y se extiende al resto del cuerpo. El sarampión puede ser grave en niños pequeños y puede causar neumonía, encefalitis (inflamación del cerebro) y la muerte.  El sarampión se propaga por el aire cuando una persona infectada tose o estornuda. El sarampión es tan contagioso que si alguien tiene la enfermedad, el 90 % de las personas a su alrededor también se infectará si no cuenta con protección.

¿Va a las Filipinas?

Antes de salir de viaje, lea este Aviso de los CDC para el viajero sobre el sarampión en las Filipinas* que se publicó el 30 de abril del 2014.

Algunas personas en los Estados Unidos todavía contraen el sarampión, pero no es muy común.  Esto se debe a que la mayoría de las personas en este país está protegida contra esta enfermedad mediante la vacunación.  Sin embargo, como el sarampión sigue siendo muy común en otras partes del mundo, incluidos muchos países en Europa, Asia, áfrica y el Pacífico, esta enfermedad llega a los Estados Unidos* a través de personas que se infectan cuando están en el extranjero.

El sarampión se puede propagar rápidamente en comunidades donde la gente no se vacuna. Los niños y toda persona que no esté protegida contra el sarampión corren riesgo de infectarse.  Por eso es tan importante asegurarse de que su hijo esté al día con las vacunas, incluso antes de viajar al extranjero.

El sarampión en los Estados Unidos

Desde el 1 de enero hasta el 23 de mayo del 2014, se han reportado 288 personas en los Estados Unidos con sarampión. Por lo general, en los Estados Unidos, solo unos 60 casos de sarampión se reportan cada año.

Proteja a su hijo con la vacuna contra el sarampión

Usted puede proteger a su hijo contra el sarampión con una vacuna combinada que brinda protección contra tres enfermedades: el sarampión, las paperas y la rubéola (MMR, por sus siglas en inglés). Se ha comprobado que la vacuna MMR o triple vírica es segura y eficaz.  Los CDC recomiendan que los niños reciban dos dosis:

  • la primera dosis entre los 12 y 15 meses y
  • la segunda dosis antes de comenzar la escuela, entre los 4 y 6 años.

El médico de su hijo puede ofrecerle la vacuna MMRV, una combinación de vacunas que protege contra el sarampión, las paperas, la rubéola y la varicela. La vacuna MMRV está autorizada para niños de 12 meses a 12 años. Puede ser usada en lugar de la MMR si el niño necesita una vacuna contra la varicela además de las vacunas contra el sarampión, las paperas y la rubéola. El médico de su hijo puede ayudarlo a decidir qué vacuna ponerle a su hijo.

El sarampión puede ser grave

De cada 1000 niños que contraen sarampión, uno o dos morirán por la enfermedad.

A nivel mundial, el sarampión sigue siendo una causa significativa de muerte en niños que se puede prevenir con vacunas.

En el 2008, hubo unas 164 000 muertes por sarampión en todo el mundo, lo cual equivale a unas 450 muertes al día o unas 18 a cada hora.

Las complicaciones graves por el sarampión son más comunes en los niños menores de 5 años y en los adultos de 20 o más.

Asegúrese de que su hijo esté protegido antes de viajar al extranjero

Todas las personas de 6 meses o más deben estar protegidas contra el sarampión antes de viajar al extranjero.

  • Los bebés de 6 a 11 meses deben tener 1 dosis de la vacuna contra esta enfermedad.  Los bebés que reciben 1 dosis de la vacuna contra el sarampión antes de su primer cumpleaños deben recibir dos dosis más de la vacuna (una dosis entre los 12 y 15 meses, y otra dosis al menos 28 días más tarde).
  • Los niños de 12 meses de edad o más deben recibir 2  dosis con una diferencia de al menos 28 días.

Hable con el médico de su hijo para ver si se debe ponerle la vacuna antes de viajar al extranjero.

Algunos adultos también necesitan la vacuna contra el sarampión. Para obtener más información, visite Vacunación contra el sarampión: ¿Quién necesita la vacuna?*

Cómo pagar por la vacuna contra el sarampión

Una niña con una maleta y un globo terráqueo

Verifique que su hijo tenga la vacuna al día: revise el registro de vacunación* de su hijo; comuníquese con su proveedor de atención médica; o visite el calendario de vacunación* para recién nacidos hasta niños de 6 años.

La mayoría de los planes de seguro médico cubre el costo de las vacunas. Sin embargo, es recomendable que consulte con su compañía de seguro médico antes de ir al doctor. Sepa cómo puede pagar por las vacunas.*

Si no tiene seguro o su seguro no cubre el costo de las vacunas para su hijo, el programa de Vacunas para Niños (VFC, por sus siglas en inglés) podría ayudarle. Este programa ayuda a las familias de los niños que reúnen los requisitos y que, de otra manera, no podrían recibir las vacunas. Para averiguar si su hijo reúne los requisitos, visite el sitio web del VFC o pregúntele al médico de su hijo.  Usted también puede comunicarse con el coordinador del VFC de su estado.

*Los enlaces a sitios web pueden llevar a páginas en inglés o español.

Ir Arriba