Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z de los CDC Saltar directamente al menú de navegación Saltar directamente a la página de opciones Saltar directamente al contenido del sitio

Radón y su salud

Radón y su saludEl radón es la segunda causa principal de cáncer de pulmón; fumar cigarrillos es la primera. Si usted fuma y vive en una casa con altos niveles de radón, tiene un mayor riesgo de que le dé cáncer de pulmón. Medir los niveles de radón en su casa es la única forma eficaz de determinar si usted y su familia corren el riesgo de estar expuestos a niveles altos de radón.   

El radón es un gas que se crea en forma natural cuando los metales radiactivos uranio, torio o radio se descomponen en las rocas, el suelo y el agua  subterránea. Las personas pueden estar expuestas al radón principalmente si respiran el que se encuentra en el aire que sale de las grietas que se encuentran en los edificios y las casas. Como el radón se encuentra en forma natural en la tierra, las personas siempre están expuestas a él.

La Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos (EPA, por sus siglas en inglés) y la Oficina del Director General de Servicios de Salud de los Estados Unidos estiman que el radón causa más de 20 000 muertes por cáncer de pulmón cada año en los Estados Unidos. Al respirar el radón, las partículas radiactivas del gas radón pueden quedar atrapadas en sus pulmones. Con el tiempo, estas partículas radiactivas aumentan el riesgo de cáncer de pulmón. Pueden pasar años antes de que se hagan evidentes los problemas de salud.

Las personas que fuman y están expuestas al radón tienen un mayor riesgo de que les dé cáncer de pulmón. La EPA recomienda que se tomen medidas para reducir el radón en las casas que tienen niveles de radón de 4 picocuries por litro (pCi/L) de aire o más (un picocurie es una unidad común de medida de la cantidad de radiactividad).

Las probabilidades de tener cáncer de pulmón causado por radón dependen en gran medida de lo siguiente:

  • La cantidad de radón que hay en su casa y en particular el lugar en el que pasa la mayor parte del tiempo (p. ej., los dormitorios y la sala).
  • La cantidad de tiempo que pasa en su casa.
  • Si fuma o si ha fumado alguna vez.
  • Si quema madera, carbón u otras substancias que aumenten la cantidad de partículas en el aire de interiores.

Las probabilidades de que le dé cáncer de pulmón son mayores si su casa tiene niveles elevados de radón y fuma o quema combustibles que aumenten la cantidad de partículas en interiores.  

Protéjase y proteja a su familia contra el radón

Medir los niveles de radón en su casa es la única forma eficaz de determinar si usted y su familia están o no expuestos a niveles altos de radón. Estas son algunas medidas que puede tomar para medir y reducir los niveles de radón:

  • Comprar un kit para detectar la presencia de radón.
  • Medir los niveles de radón en su casa u oficina.
    • Medir los niveles de radón es fácil, barato y solo toma unos minutos. Requiere abrir un paquete, colocar en un cuarto un pequeño dispositivo para medir y dejarlo allí por el tiempo necesario. El proceso de medición de corto plazo puede tomar desde unos cuantos días hasta 90 días. El proceso de medición de largo plazo tarda más de 90 días. Entre más largo sea el proceso de medición más significativos son los resultados para su casa y su estilo de vida.
  • Envíe el kit a los lugares adecuados para determinar el nivel de radón.
    • Siga las instrucciones en el empaque del kit de prueba para enviar el dispositivo al lugar correcto para pedir los resultados.
  • Cómo reparar su casa si los niveles de radón están elevados*

Otras cosas que usted puede hacer

El Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano* de los Estados Unidos recomienda ciertas medidas adicionales que puede tomar para reducir los niveles altos de radón en su casa y para protegerse contra un mayor riesgo de cáncer de pulmón.

Pareja con hijo en la mesa

Para recibir más información sobre cómo medir los niveles de radón en su casa comuníquese con la oficina de radón de su estado o llame a la línea telefónica nacional de asistencia para el radón al 1-800-SOS-RADON.

  • Deje de fumar y haga lo posible porque nadie fume en su casa.
    • Fumar aumenta considerablemente el riesgo de cáncer de pulmón por radón.
  • Abra las ventanas en su casa y use ventiladores y conductos de ventilación para aumentar la circulación de aire en su casa.  
    • La ventilación natural en cualquier tipo de casa es solo una estrategia temporal para reducir el radón.
  • Selle las grietas en pisos y paredes con yeso, masilla, cemento u otros ­materiales apropiados para este fin.
    • Comuníquese con la oficina de radón en su estado para que le den una lista de empresas autorizadas en este campo cercanas a usted y para recibir información sobre cómo puede solucionar usted mismo los problemas de radón. Siempre vuelva a medir los niveles de radón­ después de haber completado las reparaciones para corregir el problema del radón.
  • Si va a comprar una casa nueva, pregunte acerca de ­las técnicas de construcción resistentes al radón.
    • Casi siempre es más barato y más fácil agregar esta protección en las casas nuevas que tener que agregarlas después.

Para recibir más información sobre cómo medir los niveles de radón en su casa comuníquese con la oficina de radón de su estado* o llame a la línea telefónica nacional de asistencia para el radón al 1-800-SOS-RADON.

Para obtener más información sobre los kits para medir el radón, llame a la línea de asistencia del radón de la EPA* o lea los recursos adicionales en el sitio web de la EPA* que tienen información sobre cómo usar un kit de detección.

* Los enlaces a sitios web pueden llevar a páginas en inglés o español.

Arriba