Salte directo a la búsqueda Salte directo al listado de A-Z Salte directo a la navegación Salte directo al contenido Salte directo a las opciones de la página
Página principal

Detectemos la TB. Tratemos la TB. Trabajemos juntos para eliminar la TB.

En los Estados Unidos, la cantidad de casos de tuberculosis (TB) notificados cada año ha estado en declive desde 1993. Sin embargo, en este país, la tuberculosis sigue siendo un problema que amenaza la vida. Las bacterias de la tuberculosis se pueden transmitir de una persona a otra por medio del aire, por lo tanto todas las personas se pueden contagiar. Esta enfermedad no conoce fronteras; cada día hay personas aquí, en los Estados Unidos, que sufren de tuberculosis.

A pesar de los avances en la medicina, el tratamiento para la enfermedad de tuberculosis toma entre 6 y 9 meses —y aún más si la tuberculosis es resistente a los fármacos— y con frecuencia viene acompañado de efectos secundarios desagradables debido a los múltiples medicamentos que se requieren para su tratamiento eficaz. En el centro del éxito de nuestra lucha contra la tuberculosis está la colaboración entre los pacientes, los médicos y las autoridades de salud pública.

Los CDC resaltan las experiencias de expacientes de tuberculosis en un proyecto nuevo llamado Historias Personales sobre la Tuberculosis que se presenta en su página web. Estas historias ayudan a poner énfasis en que la tuberculosis sigue siendo un problema en los Estados Unidos, que la puede contraer cualquiera y que los programas de la salud pública para el control de la tuberculosis proporcionan servicios esenciales que son necesarios para prevenir, detectar y tratar esta enfermedad aterradora.

A continuación verá parte de algunas de las historias destacadas de este proyecto.

La historia de Natalie

NatalieNatalie contrajo la tuberculosis multirresistente (MDR TB, por sus siglas en inglés) mientras trabajaba como fisioterapeuta voluntaria en Sudáfrica. Durante un año recibió un diagnóstico errado, luego recibió tratamiento por 2 años antes de que finalmente se curara de la enfermedad. “El Centro Médico de la Universidad de Vanderbilt y el Departamento de Salud Pública Metropolitano trataron mi tuberculosis multirresistente. Reconozco que fui bendecida al recibir tratamiento en un país donde los fármacos contra la tuberculosis y la atención médica de expertos que necesitaba estaban disponibles".

“Como fisioterapeuta, estaba capacitada para ayudar a los demás. Pero tener tuberculosis me enseñó a aceptar la ayuda de otros y, en el proceso, encontré mi voz interna y ahora puedo compartir esta historia", dice Natalie. Lea más sobre la historia de Natalie.

La historia de Liliana

LilianaLiliana recibió el diagnóstico de tuberculosis multirresistente (MDR TB) poco tiempo después de su boda. Estuvo hospitalizada durante 2 meses, y después tomó 14 pastillas al día durante el siguiente año y medio. Como las 14 pastillas eran difíciles de tomar de una sola vez, el departamento de salud separó el régimen en dos dosis que requerían de dos visitas diarias. "Un voluntario iba a mi casa a las 6 de la mañana. Y después del trabajo, cuando llegaba a mi casa, había una enfermera esperándome para que me tomara las otras pastillas", explica.

"Mi consejo para alguien que recientemente haya recibido un diagnóstico de tuberculosis es que tenga paciencia. Hay esperanza y hay cura, pero se debe tener paciencia durante el tratamiento", dice Liliana.

Lea más sobre la experiencia de Liliana.

La historia de Tri

TriTri se enteró de que tenía tuberculosis (TB) poco después de comenzar la universidad. Después de 9 meses de tratamiento contra la enfermedad de tuberculosis, Tri se curó y ha vuelto a hacer lo que le encanta: jugar baloncesto. Ahora trabaja como consejero de otras personas que están en tratamiento contra la enfermedad de tuberculosis. Tri reconoce el mérito de la administradora de su caso por motivarlo mientras estaba en tratamiento. "Ella vino a nuestra casa todos los días para llevar a cabo la terapia de observación directa, responder nuestras preguntas y darnos ánimo", recuerda Tri.

En su función de consejero, Tri ofrece su consejo a otras personas con el diagnóstico de tuberculosis. "No se aterroricen. Sigan las instrucciones de su médico acerca del tratamiento y tómense los medicamentos todos los días. Tuberculosis es una palabra importante y una enfermedad grave, pero se puede curar y se puede salir adelante. Contamos con ayuda". Lea más sobre la historia de Tri.

La historia de Sarah

SarahSarah, una estudiante de secundaria superior, se descubrió un extraño bulto en el cuello en octubre del 2011, pero nunca imaginó que podía ser tuberculosis (TB). Coordinar las citas médicas y los medicamentos diarios fue un desafío para ella porque también estaba haciendo malabares con cursos avanzados y actividades extracurriculares.

"Fue una prueba", dijo Sarah. "Sin embargo, después de unos meses, cambié de actitud. Dejé de ver a mi enfermedad como un obstáculo y comencé a verla como un reto personal. Todos deben afrontar obstáculos; este es el mío. Lo tomé como algo que tenía que aceptar. Sabía que podía superar la tuberculosis. Además, tengo un equipo de doctores increíbles. Todos trabajan arduamente para asegurase de que yo me mejore". Lea más sobre la historia de Sarah.

Día Mundial de la Tuberculosis

Cartel: Detectemos la TB. Tratemos la TB. Trabajemos juntos para eliminar la TB.Cada año, el Día Mundial de la Tuberculosis se conmemora el 24 de marzo. La tuberculosis es una de las enfermedades más mortales del mundo. Se calcula que 2000 millones de personas (una tercera parte de la población mundial) están infectadas con las bacterias que causan la tuberculosis. Cada año, cerca de 9 millones de personas en el mundo se enferman de tuberculosis; en el 2012, cerca de 1.3 millones de muertes se atribuyeron a este mal. Estos números representan a personas de la vida real, y es por este motivo que se creó el proyecto Historias Personales sobre la Tuberculosis para ayudar a mostrar que la tuberculosis le puede dar a cualquiera.

El Día Mundial de la Tuberculosis da a los CDC y a otros la oportunidad de educar al público sobre el hecho de que la tuberculosis sigue siendo un problema en gran parte del mundo, incluidos los Estados Unidos. Este día ofrece una oportunidad para aumentar la concientización sobre los problemas relacionados con este mal y sus posibles soluciones, así como para apoyar los esfuerzos mundiales encaminados a controlarlo. Este año los CDC seleccionaron el lema "Detectemos la TB. Tratemos la TB. Trabajemos juntos para eliminar la TB". para recalcar que la tuberculosis sigue siendo un problema potencialmente mortal en este país, a pesar de que se está reduciendo la cantidad de casos de tuberculosis. Cualquiera puede contraer la tuberculosis y nuestros esfuerzos actuales para detectar y tratar los casos de infección latente y los de enfermedad de tuberculosis no son suficientes. Se sigue sin diagnosticar correctamente la tuberculosis y a menudo los profesionales de atención médica no piensan que "puede ser tuberculosis".

Qué están haciendo los CDC

Los investigadores de la División de Eliminación de la Tuberculosis de los CDC, con sus colaboradores en el Consorcio de Estudios sobre la Tuberculosis* y el Consorcio de Estudios Epidemiológicos sobre la Tuberculosis,* se encuentran en la vanguardia de las investigaciones que buscan eliminar la tuberculosis del planeta. Solo podemos alcanzar la meta de un mundo libre de tuberculosis al trabajar juntos para detectar, tratar y prevenir la tuberculosis a fin de asegurarnos de que las personas, como los expacientes de tuberculosis que aparecen en el proyecto de Historias Personales sobre la Tuberculosis, no tengan que sufrir debido a esta enfermedad.

Lea más historias personales sobre la tuberculosis en http://www.cdc.gov/tb/esp/topic/basics/personalstories.htm.

* Los enlaces a sitios web pueden llevar a páginas en inglés.

Más información

Recursos del Día Mundial de la Tuberculosis

Información adicional sobre la tuberculosis

Los CDC trabajan a toda hora para salvar vidas y proteger al público contra amenazas a la salud, con el fin de mejorar la seguridad de la nación. Los CDC, una agencia federal de los EE. UU., utilizan la ciencia y la prevención para facilitar la toma de decisiones saludables. Los CDC buscan ayudar a que las personas tengan una vida más larga, productiva y saludable.

Ícono de enlaces externosLos enlaces a organizaciones no federales se ofrecen solamente como un servicio a nuestros usuarios. Estos enlaces no constituyen un respaldo de los CDC ni del gobierno federal a estas organizaciones o a sus programas, ni debe inferirse respaldo alguno. Los CDC no se hacen responsables por el contenido de las páginas web de organizaciones individuales que pueda encontrar en estos enlaces.

Contáctenos:
  • Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades
    1600 Clifton Rd
    Atlanta, GA 30333
  • 800-CDC-INFO
    (800-232-4636)
    TTY: (888) 232-6348
  • Comuníquese con CDC-INFO
GobiernoUSA.gov, el portal oficial del Gobierno de los EE.UU. en españolDepartamento de Salud y Servicios Humanos
Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades   1600 Clifton Rd. Atlanta, GA 30329-4027, USA
800-CDC-INFO (800-232-4636) Línea TTY: (888) 232-6348 Comuníquese con CDC–INFO
Índice A-Z
  1. A
  2. B
  3. C
  4. D
  5. E
  6. F
  7. G
  8. H
  9. I
  10. J
  11. K
  12. L
  13. M
  14. N
  15. Ñ
  16. O
  17. P
  18. Q
  19. R
  20. S
  21. T
  22. U
  23. V
  24. W
  25. X
  26. Y
  27. Z