Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z de los CDC Saltar directamente al menú de navegación Saltar directamente a la página de opciones Saltar directamente al contenido del sitio

Hoja informativa sobre los accidentes cerebrovasculares

Descargar esta hoja informativa [PDF-245K]

Tasas de muerte por accidentes cerebrovasculares, 2008-2010. Promedio de muertes anuales ajustadas por la edad por cada 100,000 personas entre adultos de 35 años y mayores, por condado. Las tasas oscilan entre 32.9 y 283.1 por cada 100,000. Los condados con las tasas más altas se ubican mayoritariamente en el sureste de los Estados Unidos, incluidos Arkansas, Alabama, Georgia, Misuri, Tennessee, Oklahoma y el norte de Texas.

Datos sobre los accidentes cerebrovasculares

  • Los accidentes cerebrovasculares son una causa principal de muerte en los Estados Unidos y causan la muerte de casi 130,000 estadounidenses cada año, lo que equivale a 1 de cada 19 muertes.1
  • Un accidente cerebrovascular, a veces llamado ataque cerebral, ocurre cuando un coágulo bloquea el flujo de sangre al cerebro o cuando se rompe un vaso sanguíneo en el cerebro.
  • Cada 40 segundos, una persona en los Estados Unidos sufre un accidente cerebrovascular y cada cuatro minutos, una persona muere por un accidente cerebrovascular.2
  • Todos los años, alrededor de 795,000 personas en los Estados Unidos sufren un accidente cerebrovascular. De estos, alrededor de 610,000 son el primer accidente cerebrovascular de una persona y 185,000 son recurrentes.2
  • Los accidentes cerebrovasculares son una causa importante de discapacidad y reducen la movilidad en más de la mitad de los sobrevivientes de 65 años y mayores.2
  • Los accidentes cerebrovasculares le cuestan al país 38,600 millones de dólares anualmente, incluidos los gastos en servicios de atención médica, medicamentos y pérdida de productividad.3
  • Usted no puede controlar algunos de los factores de riesgo de los accidentes cerebrovasculares, como la herencia, la edad, el sexo y el grupo étnico. Algunas afecciones, como presión arterial alta, colesterol alto, enfermedades cardiacas, diabetes, obesidad o sobrepeso y un accidente cerebrovascular anterior o un ataque isquémico transitorio (AIT) pueden también aumentar su riesgo de accidentes cerebrovasculares. No fumar y evitar el consumo excesivo de alcohol, llevar una alimentación balanceada y hacer ejercicio son opciones que puede escoger para reducir su riesgo.

Signos y síntomas comunes de advertencia de los accidentes cerebrovasculares

  • Entumecimiento repentino o debilidad de la cara, los brazos o las piernas (en particular en un solo lado del cuerpo).
  • Confusión repentina o dificultad para hablar o entender.
  • Dificultad repentina para ver por un ojo o por ambos.
  • Dificultad repentina para caminar, mareo, pérdida del equilibrio o de la coordinación.
  • Dolor de cabeza fuerte y repentino sin motivo aparente.

Esfuerzos de salud pública de los CDC

  • Registro Nacional de Accidentes Cerebrovasculares Agudos Paul Coverdell
    Los CDC brindan apoyo financiero a departamentos de salud en 11 estados (Arkansas, California, Carolina del Norte, Georgia, Iowa, Massachusetts, Michigan, Minnesota, Nueva York, Ohio y Wisconsin) para obtener datos sobre accidentes cerebrovasculares a través del Registro Nacional de Accidentes Cerebrovasculares Agudos Paul Coverdell. Los datos obtenidos ayudarán a los hospitales y a los servicios médicos de emergencia (SME) a mejorar la atención de los accidentes cerebrovasculares agudos, lo que se traducirá en mejores resultados para los pacientes mediante la reducción de las muertes prematuras, la prevención de discapacidades y la prevención de accidentes cerebrovasculares recurrentes.
  • Programa de Prevención de Enfermedades Cardiacas y Accidentes Cerebrovasculares de los CDC
    Desde 1998, los CDC han financiado actividades de los departamentos de salud estatales destinadas a reducir la cantidad de personas con enfermedades cardiacas y accidentes cerebrovasculares. En la actualidad reciben fondos los departamentos de salud de 41 estados y el Distrito de Columbia. El programa hace énfasis en las políticas y en la educación para promover una vida y condiciones de trabajo que sean saludables para el corazón y eviten los accidentes cerebrovasculares.
  • WISEWOMAN
    Los CDC financian 21 proyectos WISEWOMAN en 19 estados y dos organizaciones tribales. WISEWOMAN ayuda a las mujeres que carecen de seguro médico, o tienen cobertura insuficiente, para que reduzcan su riesgo de enfermedades cardiacas, accidentes cerebrovasculares y otras enfermedades crónicas. El programa asiste a mujeres de 40 a 64 años en aspectos como mejorar su alimentación, realizar actividad física, entre otras conductas. WISEWOMAN también ofrece pruebas de colesterol y otros exámenes de detección.
  • Million Hearts®
    Million Hearts® es una iniciativa público-privada nacional del Departamento de Salud y Servicios Humanos que busca prevenir 1 millón de ataques cardiacos y accidentes cerebrovasculares en un plazo hasta el 2017. La iniciativa, que está codirigida por los CDC y los Centros para Servicios de Medicare y Medicaid, reúne a comunidades, profesionales de la salud, sistemas de salud, organizaciones sin ánimo de lucro, agencias federales y colaboradores del sector privado con el fin de mejorar la atención y ayudar a los estadounidenses a tomar decisiones saludables para su corazón.

Más información (en inglés y español)

Para obtener más información sobre los accidentes cerebrovasculares, visite los siguientes sitios web:

Referencias

  1. Kochanek KD, Xu JQ, Murphy SL, Miniño AM, Kung HC. Deaths: final data for 2009. National vital statistics reports. 2011;60(3).
  2. Roger VL, Go AS, Lloyd-Jones DM, Benjamin EJ, Berry JD, Borden WB, et al. Heart disease and stroke statistics—2012 update: a report from the American Heart Association. Circulation. 2012;125(1):e2–220.
  3. Heidenreich PA, Trogdon JG, Khavjou OA, Butler J, Dracup K, Ezekowitz MD, et al. Forecasting the future of cardiovascular disease in the United States: a policy statement from the American Heart Association. Circulation. 2011;123(8):933-44. Epub 2011 Jan 24.
Ir Arriba