Salte directo a la búsqueda Salte directo al listado de A-Z Salte directo a la navegación Salte directo al contenido Salte directo a las opciones de la página
Página principal

Transmisión del VIH

Imagen con varias categorias de transmission del VIH. Sex, Uso de drogas, madre a hijo trasmission Persisten algunos mitos sobre cómo se transmite el VIH. En esta sección hay datos sobre el riesgo de contraer el VIH por distintos tipos de relaciones sexuales, uso de drogas inyectables y otras actividades.

¿Cómo se transmite el VIH de una persona a otra?

Solo ciertos líquidos (sangre, semen, líquido preseminal, secreciones anales y vaginales, y la leche materna) de una persona infectada por el VIH pueden transmitir el virus. Estos líquidos deben entrar en contacto con una membrana mucosa o un tejido dañado, o inyectarse directamente en el torrente sanguíneo (con una aguja o jeringa) para que pueda ocurrir la transmisión. Las membranas mucosas se pueden encontrar en el interior del recto, la vagina, el orificio del pene y la boca.

En los Estados Unidos, el VIH se contagia principalmente por lo siguiente:

Con menor frecuencia, el VIH se puede transmitir por los siguiente:

¿Que tan bien sobrevive el VIH fuera del cuerpo?

El VIH no sobrevive por mucho tiempo fuera del cuerpo humano (por ejemplo, en superficies) y no puede reproducirse. No se contagia por lo siguiente:


¿Puedo contraer el VIH mediante relaciones sexuales anales?

Sí, es más, tener relaciones sexuales anales sin usar un condón es el tipo de relación sexual de mayor riesgo para contraer o contagiar el VIH. Durante las relaciones sexuales anales, es posible que cualquiera de las personas que integran la pareja —la insertiva (activa o la que realiza la penetración) o la receptiva (pasiva o la que recibe la penetración)— contraiga el VIH.

El VIH puede encontrarse en la sangre, el semen, el líquido preseminal, o las secreciones anales de una persona infectada por el virus. Recibir la penetración implica un mayor riesgo de contraer el VIH debido a que la capa que recubre el recto es delgada y puede permitir que el VIH entre en el cuerpo durante las relaciones sexuales anales, pero realizar la penetración también es riesgoso porque el VIH puede entrar a través del orificio del pene o por medio de pequeños cortes, abrasiones o llagas abiertas en el pene. Para más información consulte las preguntas y respuestas sobre la prevención del VIH.

¿Puedo contraer el VIH mediante relaciones sexuales vaginales?

Sí, las relaciones sexuales vaginales sin condón son una conducta de alto riesgo de infección por el VIH. Cualquiera de los dos compañeros puede infectarse de esa forma. El VIH puede encontrarse en la sangre, el semen, el líquido preseminal o el flujo vaginal de una persona infectada por el virus.

Durante las relaciones sexuales vaginales, el VIH se transmite de hombre a mujer más fácilmente que de mujer a hombre. En las mujeres, el VIH puede ser absorbido directamente a través de las membranas mucosas que cubren la vagina y el cuello uterino. La capa que cubre la vagina también puede a veces desgarrarse y posiblemente permitir que el VIH entre en el cuerpo.

En los hombres, el VIH puede entrar al cuerpo a través de la uretra (el orificio en la punta del pene) o a través de pequeños cortes o llagas abiertas en el pene. Los hombres sin circuncisión tienen un riesgo mayor de contraer una infección por el VIH a través de las relaciones sexuales vaginales en comparación con los hombres circuncidados.

El riesgo de infección por el VIH aumenta si usted o su pareja también tiene una infección de transmisión sexual (ITS). También consulte: ¿Hay alguna conexión entre el VIH y otras infecciones de transmisión sexual?

Muchos de los métodos de barrera que utilizan las mujeres para prevenir el embarazo (por ejemplo, diafragma, capuchón cervical) no las protegen contra el VIH ni otras ITS, ya que permiten que el semen infectado entre en contacto con la capa que cubre la vagina.

Los anticonceptivos orales u hormonales (por ejemplo, pastillas anticonceptivas) no protegen a las mujeres contra el VIH ni otras ITS.

¿Puedo contraer el VIH mediante las relaciones sexuales orales o el contacto de la boca con el ano (beso negro o rimming)?

La actividad de mayor riesgo en las relaciones sexuales orales es darle sexo oral a un hombre y que eyacule (acabe) en la boca. Hay poco o ningún riesgo de contraer el VIH por otros tipos de relaciones sexuales orales. Hay varios factores que pueden aumentar el riesgo de transmisión del VIH a través del contacto sexual oral, incluidas las úlceras en la boca, el sangrado de encías, úlceras genitales y la presencia de otras infecciones de transmisión sexual.

Aunque el beso negro (rimming) presenta de poco a ningún riesgo de transmisión del VIH, conlleva un alto riesgo de transmisión de hepatitis A y B, parásitos y otras bacterias para la persona dando el beso negro.

Para más información, vea Las relaciones sexuales orales y el riesgo del VIH (en inglés).

¿Hay alguna conexión entre el VIH y otras infecciones de transmisión sexual?

Sí. Tener una infección de transmisión sexual (ITS) puede aumentar el riesgo de contraer o propagar el VIH. Si no tiene el VIH, pero tiene una ITS tiene al menos de 2 a 5 veces la misma probabilidad de contraer el VIH si tiene relaciones sexuales sin protección con alguien que tenga el VIH. Hay dos maneras en que tener una ITS puede aumentar la probabilidad de contraer el VIH. Si la ITS causa irritación en la piel (como por ejemplo la sífilis, el herpes o el virus del papiloma humano), las lesiones o llagas pueden hacer que sea más fácil para el VIH entrar en el cuerpo durante el contacto sexual. Incluso las ITS que no provocan lesiones ni llagas abiertas (como la clamidia, la gonorrea y la tricomoniasis) pueden aumentar su riesgo al aumentar el número de células que pueden servir de blanco para el VIH.

Si usted tiene el VIH y también está infectado con otra ITS, tiene 3 a 5 veces la misma probabilidad que otras personas infectadas por el VIH de propagar este virus a través del contacto sexual. Esto parece ocurrir porque hay una mayor concentración del VIH en el semen y las secreciones genitales de las personas infectadas por el virus que además tienen otra ITS.

Para más información sobre la conexión entre el VIH y otras ITS, vea la hoja informativa de los CDC: El papel de la detección y el tratamiento de las ETS en la prevención del VIH (en inglés). Para hacerse la prueba del VIH y otras ITS, encuentre un sitio cercano para hacerse la prueba

¿Puedo contraer el VIH mediante el uso de drogas inyectables?

Sí, al comienzo de cada inyección, la sangre queda en la aguja y en la jeringa, y cierta cantidad permanece allí después de su uso. El VIH se puede encontrar en la sangre de una persona infectada con este virus. Si otra persona que usa drogas inyectables reúsa una aguja o jeringa contaminada por el VIH (a veces llamado intercambio directo de jeringas) se presenta un alto riesgo de transmisión del VIH debido a que la sangre infectada puede ser inyectada directamente en el torrente sanguíneo.

Compartir equipos para el uso de drogas (o parafernalia) también puede implicar un riesgo de transmisión del VIH. La sangre infectada puede entrar en soluciones de drogas a través de lo siguiente:

Los "vendedores ambulantes" de jeringas pueden volver a empaquetar las jeringas usadas y venderlas como jeringas estériles. Por esta razón, las personas que siguen inyectándose drogas deben obtener jeringas estériles de fuentes confiables, tales como farmacias o programas de intercambio de agujas.

Es importante saber que el compartir una aguja o jeringa para cualquier uso, como la administración de drogas por medio de inyecciones subcutáneas y la inyección de esteroides, hormonas o silicona, puede ponerle en riesgo de contraer el VIH y otras infecciones transmitidas por la sangre.

Para obtener más información, consulte: Si uso drogas, ¿cómo puedo evitar contagiarme con el VIH?

¿Puedo contraer el VIH por usar otros tipos de drogas?

No directamente, pero el consumo de alcohol o el uso de drogas no inyectables pueden aumentar su riesgo del VIH. Estar ebrio o drogado afecta su capacidad de tomar decisiones seguras y hace que esté menos inhibido, lo que lo puede llevar a tomar riesgos que probablemente no correría si estuviera sobrio, como por ejemplo tener relaciones sexuales sin condón.

Las metanfetaminas (meth) son un estimulante muy adictivo que se pueden inhalar, fumar o inyectar. Aunque el uso de metanfetaminas es un factor de riesgo del VIH para cualquier persona que las use, hay una fuerte conexión entre el uso de metanfetaminas y la transmisión del VIH en los hombres que tienen relaciones sexuales con otros hombres (HSH). Los HSH que usan metanfetaminas pueden aumentar sus factores de riesgo tanto sexuales como de consumo de drogas, ya que pueden hacer lo siguiente:

El consumo de alcohol, especialmente beber en atracón, y el uso de “drogas de club" como éxtasis, ketamina, GHB y drogas afrodisíacas (poppers) pueden alterar su juicio y afectar su capacidad de tomar decisiones sobre el sexo u el uso de otras drogas. Usted puede tener más probabilidades de tener relaciones sexuales no planificadas y sin protección o de usar otras drogas, incluidas las drogas inyectables o las metanfetaminas. Estas conductas pueden aumentar su riesgo de exposición al VIH. Si usted tiene el VIH, esto también puede aumentar el riesgo de que le trasmita el VIH a otros. Los programas de tratamiento pueden ayudar a las personas a dejar de consumir drogas y alcohol. Encuentre un centro de tratamiento cerca de usted o llame al 1-800-662-HELP (1-800-662-4357).

¿Si ya tengo el VIH, puedo contraer otro tipo del VIH?

Sí, a esto se le llama superinfección del VIH. La nueva cepa del VIH puede reemplazar la cepa original o permanecer junto a ella. Los efectos de la superinfección varían de una persona a otra. En algunas personas, la superinfección puede hacer que se enfermen más rápido, ya que resultan infectadas por una nueva cepa del virus resistente a los medicamentos que estén tomando para tratar la infección inicial por el VIH. Las investigaciones indican que el tipo de superinfección en que una persona resulta infectada por una nueva cepa del VIH difícil de tratar es poco frecuente, menos del 4%.

¿Tienen los trabajadores de cuidados de la salud riesgo de contraer el VIH en su trabajo?

El riesgo de que los trabajadores de cuidados de la salud se expongan al VIH en el trabajo (exposición ocupacional) es muy bajo, en especial si siguen medidas protectoras y usan equipo de protección personal para prevenir el VIH y otras infecciones transmitidas por la sangre. Para los trabajadores de cuidados de la salud, el principal riesgo de transmisión del VIH en el trabajo es por lesiones accidentales con agujas y otros instrumentos cortopunzantes que pueden estar contaminados con el virus; sin embargo, incluso ese riesgo es muy bajo. Los científicos calculan que el riesgo de infección por el VIH al pincharse con una aguja usada en una persona infectada con el VIH es inferior al 1 %.

Para ver más información sobre cómo prevenir la exposición ocupacional al VIH, consulte la hoja informativa de los CDC Transmisión ocupacional del VIH y prevención entre los trabajadores de cuidados de la salud (en inglés).

¿Puedo contraer el VIH al recibir atención médica?

Aunque es posible la transmisión del VIH en los entornos de salud, este tipo de casos es muy poco común. La práctica cuidadosa de métodos de control de infecciones, que incluye las precauciones universales (es decir, uso de prácticas protectoras y de equipo de protección personal para prevenir el VIH y otras infecciones transmitidas por la sangre) protege a los pacientes y a los proveedores de cuidados de la salud de la posible transmisión del VIH en los consultorios médicos y odontológicos y en los hospitales.

El riesgo de contraer el VIH por recibir transfusiones de sangre, productos derivados de la sangre o trasplante de órganos o tejidos contaminados con el VIH es extremadamente bajo debido al análisis riguroso del suministro de sangre y de órganos y tejidos donados que hay en los EE. UU.

Es importante que sepa que no puede contraer el VIH al donar sangre. Los procedimientos de recolección de sangre están muy regulados y son muy seguros.

Para ver más información sobre cómo prevenir la exposición ocupacional al VIH, consulte la hoja informativa de los CDC Transmisión ocupacional del VIH y prevención entre los trabajadores de cuidados de la salud (en inglés). Para ver más información sobre la donación de sangre y tejidos, consulte Transfusiones de sangre y donación de órganos en AIDS.gov (en inglés).

¿Puedo contraer el VIH por el contacto casual (“beso social” o en la mejilla, dar la mano, abrazar, usar un inodoro, beber del mismo vaso, los estornudos y la tos de una persona infectada)?

No, el VIH no se transmite por contacto cotidiano en el trabajo, la escuela o lugares para reuniones sociales. El VIH no se transmite por dar la mano, abrazar, o un beso casual. Usted no puede contagiarse a través de asientos de inodoro, fuentes de agua para beber, perillas de la puerta, platos, vasos, alimentos, cigarrillos, mascotas ni insectos.

El VIH no se transmite a través del aire, y no vive mucho tiempo fuera del cuerpo.

¿Puedo contraer el VIH por hacerme un tatuaje o hacerme perforaciones en el cuerpo?

Los tatuajes y las perforaciones en el cuerpo presentan un posible riesgo de transmisión del VIH, pero no se han documentado casos de transmisión del VIH por estas actividades. Asegúrese de que solo se usan agujas, tinta y demás suministros nuevos y de que la persona que realiza el procedimiento tenga la licencia correspondiente.

¿Puedo contraer el VIH si me escupe o me rasguña una persona infectada por el VIH?

No. El VIH no se transmite por la saliva y no hay casos documentados de transmisión al ser escupido por una persona infectada. No hay riesgo de transmisión por los rasguños porque no hay transferencia de líquidos entre las personas.

¿Puedo contraer el VIH por los mosquitos?

No. No hay evidencia de transmisión del VIH a causa de los mosquitos u otros insectos, incluso en áreas en las que hay muchos casos del VIH y grandes poblaciones de mosquitos. A diferencia de los microrganismos que son transmitidos por la picadura de insectos, el VIH no se reproduce (y no sobrevive) en los insectos.

¿Puedo contraer el VIH por los alimentos?

Excepto por los casos infrecuentes de niños que consumieron alimentos que antes había masticado una persona que los cuidaba y que estaba infectada por el VIH, el virus no se transmite a través de los alimentos. El virus no vive mucho tiempo fuera del cuerpo. No se puede contraer por consumir alimentos que tocó una persona infectada por el VIH; aunque el alimento contuviera pequeñas cantidades de sangre o semen infectados por el VIH, la exposición al aire, el calor de la cocción y los ácidos estomacales destruirían el virus.

¿Tienen riesgo de contraer el VIH las lesbianas o las mujeres que tienen relaciones sexuales con mujeres?

Los informes de casos de transmisión del VIH de una mujer a otra son raros. El riesgo bien documentado de la transmisión de mujer a hombre muestra que el flujo vaginal y la sangre menstrual pueden contener el virus y que la exposición a esos líquidos a través de las membranas mucosas (de la vagina o la boca) podría, potencialmente, producir la infección por el VIH.

¿El riesgo del VIH es diferente para distintas personas?

Aunque los factores de riesgo del VIH y las vías de transmisión se aplican para todos por igual, algunas personas tienen un mayor riesgo debido al lugar donde viven y quienes sean sus parejas sexuales.

El porcentaje de las personas que tienen el VIH (prevalencia) es mayor en las principales áreas metropolitanas, así que la gente que vive allí tiene más probabilidades de encontrarse con una persona infectada por el VIH entre sus posibles parejas sexuales. (Este atlas (en inglés) muestra la prevalencia del VIH en todas las comunidades de los Estados Unidos). De la misma manera, debido a que la prevalencia del VIH es mayor entre los hombres homosexuales y bisexuales y entre los hombres y las mujeres de raza negra y los latinos, los miembros de estos grupos tienen más probabilidades de encontrar parejas que tienen el VIH.

Ícono de enlaces externosLos enlaces a organizaciones no federales se ofrecen solamente como un servicio a nuestros usuarios. Estos enlaces no constituyen un respaldo de los CDC ni del gobierno federal a estas organizaciones o a sus programas, ni debe inferirse respaldo alguno. Los CDC no se hacen responsables por el contenido de las páginas web de organizaciones individuales que pueda encontrar en estos enlaces.

GobiernoUSA.gov, el portal oficial del Gobierno de los EE.UU. en españolDepartamento de Salud y Servicios Humanos
Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades   1600 Clifton Rd. Atlanta, GA 30333, USA
800-CDC-INFO (800-232-4636) Línea TTY: (888) 232-6348 Comuníquese con CDC–INFO