Saltar directamente a búsqueda Saltar directamente al índice A-Z de los CDC Saltar directamente al menú de navegación Saltar directamente a la página de opciones Saltar directamente al contenido del sitio

Prevención de infecciones en pacientes con cáncer

Una enfermera inyectando a su paciente.Los pacientes con cáncer que están recibiendo quimioterapia tienen una mayor posibilidad de infectarse. Uno de cada 10 pacientes con cáncer que recibe quimioterapia tiene que ser hospitalizado debido a una infección, y cada dos horas un paciente con cáncer muere a consecuencia de una infección.

El sistema inmunitario ayuda a su cuerpo a protegerse contra las infecciones. El cáncer y la quimioterapia pueden dañar este sistema al reducir el número de glóbulos blancos en la sangre. Pregúntele a su médico cuándo podría tener el nivel más bajo de glóbulos blancos, ya que es cuando tendrá el mayor riesgo de infectarse. En general esto ocurre entre los 7 y 12 días después de terminar cada dosis de quimioterapia y puede durar tan largo como una semana.

Cómo evitar las infecciones durante la quimioterapia

Esté atento si le da fiebre

Si le da fiebre durante la quimioterapia, esto constituye una emergencia médica. La fiebre puede ser el único indicador de que tiene una infección y una infección durante la quimioterapia puede poner en peligro su vida.

Debe tomarse la temperatura en cualquier momento que se sienta acalorado, tenga enrojecimiento en la piel o escalofríos o no se sienta bien. Si su temperatura es de 100.4 °F (38 °C) o más por más de una hora o de 101 °F (38.3 °C) o más en cualquier momento, llame de inmediato a su médico

Lávese las manos frecuentemente

Lávese las manos y prevenga infecciones. Muchas enfermedades se propagan por no lavarse las manos, lo cual es especialmente peligroso si está recibiendo quimioterapia. Usted y todas las personas que le rodean, incluyendo miembros de la familia y sus médicos y enfermeras, deben lavarse las manos frecuentemente. No tenga temor de pedirles a las personas que se laven las manos. Si no hay agua y jabón, pueden limpiarse las manos con un desinfectante para manos a base de alcohol.

Conozca los síntomas de una infección

Llame a su doctor inmediatamente si observa cualquiera de los siguientes síntomas de una infección:

  • Fiebre (algunas veces es el único signo de infección).
  • Escalofríos y sudores.
  • Cambio en la tos o una nueva tos.
  • Dolor de garganta o úlceras en la boca nuevas.
  • Dificultad para respirar.
  • Congestión nasal.
  • Rigidez del cuello.
  • Ardor o dolor al orinar.
  • Secreción vaginal inusual o irritación en la vagina.
  • Aumento del volumen de orina.
  • Enrojecimiento, dolor o inflamación en cualquier parte, como en las heridas causadas por cirugía y en áreas alrededor de un catéter venoso central.
  • Diarrea.
  • Vómito.
  • Dolor en el abdomen o el recto.
  • Un dolor nuevo.
Ir Arriba